15 de febrero de 2019
15.02.2019
Enseñanza

Educación reduce al mínimo el tiempo para evaluar a los alumnos

El Plan de Simplificación recorta en dos tercios los ítems que deben valorar los docentes

14.02.2019 | 22:06
La consejera explicó ayer a directores de centros el nuevo plan.

Elimina la obligatoriedad de leer 30 minutos al día.

Los docentes van a ganar tiempo cuando se enfrenten a la tarea de evaluar a sus alumnos. Así lo ha manifestado la consejera de Educación, Juventud y Deportes, Adela Martínez-Cachá, quien ayer presentó a la Comisión Regional de directores de Educación Infantil y Primaria el Plan de Simplificación Administrativa.

Este ha sido uno de los puntos que mayores quejas ha generado entre los docentes, pues el sistema de evaluación del aprendizaje por estándares en cada materia puede llegar a ocupar un mínimo de tres horas.

La consejera explicó que hasta ahora los profesores tenían que realizarla por estándares, siendo un proceso complejo. Con esta reforma, «los ítems se podrán agrupar por criterios de evaluación y se reducen en dos tercios».

La programación didáctica recogerá esta agrupación, con lo que el proceso de evaluación no sufre menoscabo en lo que se refiere a transparencia e imparcialidad, ganando en dinamismo y eficiencia, según la Consejería.

En general, el Plan reduce la carga burocrática de los docentes mediante 30 medidas que afectan a las diferentes áreas de la Consejería, que se pondrán en marcha en el curso 2019/2020. «Con ello, damos respuesta a una demanda histórica de los maestros y profesores de la Región», apuntó Martínez-Cachá.

Y se vertebra en torno a dos ejes fundamentales: la modificación normativa y la creación, desarrollo y mejora de las aplicaciones informáticas.

Además del apartado de la evaluación por estándares, el documento elimina la obligatoriedad de elaborar un plan lector y de uno lógico-matemático. En el primero de los casos, el centro puede establecer cada día el tiempo diario asignado a trabajar la lectura comprensiva, eliminando los treinta minutos mínimos del área asignada cada día.

En el segundo caso, el colegio decidirá lo que mejor se ajuste a sus necesidades y características para desarrollar la competencia matemática entre sus alumnos.

El plan recoge que el docente no tendrá que elaborar un plan específico de medidas de apoyo y refuerzo para cada una de las áreas de su impartición.

Ahora se podrá incluir en la Programación General Anual (PGA) la planificación de las medidas de apoyo y refuerzo educativo para todo el centro y de manera transversal a todas las áreas.

Otras de las medidas son la aplicación informática para la planificación y el seguimiento de la FP Dual, o la creación de una aplicación para gestionar el sistema de enseñanza en lenguas extranjeras.

En referencia a los centros concertados, establece un sistema de comunicación telemática con estos colegio. Hasta ahora se realizan por correo postal con acuse de recibo, «con el consiguiente gasto y retraso temporal». Esta comunicación debe hacerse cada mes.

«Permitirá gestionar con mayor rapidez procedimientos específicos, tales como peticiones de habilitación», explican desde la Consejería.

Menos papeleo personal

El Plan también incluye la creación de la carpeta del docente 'on line'. Actualmente, para cualquier proceso administrativo en el que el docente deba acreditar alguna titulación, debe buscar los documentos, escanearlos y presentarlos como corresponda.

Con este nuevo sistema, desde la nube, mediante un enlace, el usuario subirá todos los documentos que puedan serle de interés para los procedimientos de la Consejería de Educación y allí se quedarán para futuros nuevos usos. «Se trata de un paso definitivo hacia la implantación de la administración digital en el ámbito educativo».

También se pondrá en marcha la solicitud telemática de la licencia por riesgo en el embarazo para las docentes interinas; y una aplicación informática para la gestión de los expedientes médicos de todos los docentes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook