12 de diciembre de 2018
12.12.2018
La Opinión de Murcia
Medio ambiente

FREMM propone un 'sello verde' para productos fabricados con energía limpia

La patronal del Metal cree que el distintivo aportaría valor añadido a la producción regional

12.12.2018 | 04:00
FREMM propone un 'sello verde' para productos fabricados con energía limpia

La Comunidad augura que Murcia elevará el consumo de energía fotovoltaica al 25 % en 2020

La Región aspira a convertirse en la primera comunidad en producción de energía fotovoltaica tras la desaparición del impuesto al sol, según apuntaron ayer los dirigentes empresariales que participaron en una jornada sobre la expansión de las plantas solares organizada por la FREMM. El presidente de la patronal del Metal, Alfonso Hernández Zapata, propone crear un 'sello verde' que garantice la utilización de «energía limpia» en la fabricación de productos murcianos, como distintivo de sostenibilidad.

Alfonso Hernández considera que este sello aportaría «un valor añadido a los productos de la Región», que atraería a una clientela preocupada por el medio ambiente. Defendió que Murcia debe llegar a convertirse en «la primera comunidad autónoma autosuficiente en producción de energía solar fotovoltaica y en autoconsumo», teniendo en cuenta el elevado número de días de sol que tiene.

Por su parte, el consejero de Empleo, Universidades, Empresa y Medio Ambiente, Javier Celdrán, da por hecho que el consumo de energía procedente de fuentes renovables, y en concreto la fotovoltaica, superará el 25% en los dos próximos años en la Región. Celdrán avanzó que los proyectos de plantas solares que están en desarrollo elevarán este porcentaje desde el 10,12 por ciento actual hasta el 26,42 por ciento en el año 2020, con lo que se superará el objetivo marcado en el Plan Energético Regional para un escenario favorable y que se fijaba en un 22,05 por ciento.

Entre los proyectos pendientes de las correspondientes autorizaciones administrativas figuran, por ejemplo, una planta de 400 megavatios en Lorca que tendrá capacidad para abastecer a casi 170.000 hogares y que creará casi 600 empleos directos. La puesta en marcha de esta central, además, evitará la emisión de 475.000 toneladas de dióxido de carbono y el uso de 200.000 toneladas de petróleo anuales.

Otro de estos grandes proyectos de inversión está en pleno desarrollo en Mula y, en este caso, contará con una potencia de 287 megavatios/hora que le permitirá cubrir la demanda de más de 10.000 hogares. En su intervención, el consejero subrayó que la Región se convertirá, de esta manera, «en la primera potencia nacional en generación de electricidad de origen solar y, por tanto, en un referente en la transición del modelo energético. Pero no solo eso, sino que la apuesta del Gobierno regional por las energías renovables supone un importante ahorro para las familias, permite mejorar la competitividad de las empresas y contribuye de manera determinante a preservar el medio ambiente para las generaciones futuras».

En este sentido, un estudio elaborado por el Centro Tecnológico de la Energía y el Medio Ambiente (Cetenma) destaca la energía solar como la que más ha crecido en los últimos diez años. El documento, además, establece que con la situación geográfica, las condiciones climáticas, el apoyo institucional y la necesaria seguridad jurídica, la Región podría alcanzar una producción de 990 megavatios, una cantidad equivalente al consumo de 412.000 viviendas. La inversión en nuevas instalaciones ascendería a 2.500 millones de euros.

La Cifra: 412.000 Viviendas que se alimentarían con el sol

Un estudio del Centro Tecnológico de la Energía y el Medio Ambiente cifra en 412.000 las viviendas de la Región que se alimentarían con energía solar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook