21 de noviembre de 2018
21.11.2018
La Opinión de Murcia
Enfrentamiento

Gobierno y Confederación del Segura, a cara de perro

Se echan mutuamente la culpa de que la falta de limpieza de la rambla del Albujón ha llenado de cañas el Mar Menor

20.11.2018 | 22:21
Las playas y aguas del Mar Menor, cubiertas de cañas procedentes de las ramblas que no han sido totalmente limpiadas.

Unas carrizales que llegaron al Mar Menor procedentes de la rambla del Albujón tuvieron ayer la culpa de un rifirrafe protagonizado por la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) y por el Gobierno regional, en el que intervinieron las Consejerías de Agricultura y de Medio Ambiente.

Todo comenzó cuando el consejero de Agricultura, Miguel Ángel del Amor, se preguntó, en su cuenta de Twitter, por qué el organismo de cuenca, «tal y como anunció», no había limpiado de cañas desde agosto la rambla del Albujón, causante, tras las recientes lluvias, de importantes daños en los cultivos.

Unas cañas que, en un tuit posterior, dijo que habían llegado al Mar Menor. Y lo acompañó con varias fotos, como la que reproducimos en esta página.

La Confederación no tardó en responder: «En respuesta a @micheldelamor, las actuaciones en ramblas anunciadas en agosto se encuentran en ejecución excepto la del Albujón, que necesita autorización medioambiental del Gobierno de la @regiondemurcia. La CHS la solicitó el 10 octubre y lo reiteró el 16 de noviembre».

Y añadió en un tuit posterior que «la saturación constatada en días pasados por efecto de las intensas lluvias precisa de la total colaboración de las administraciones implicadas, así como de los sectores socioeconómicos y agrícolas para alcanzar una solución de consenso definitiva en la zona».

El tercer protagonista del 'enfrentamiento' fue el consejero de Medio Ambiente, Javier Celdrán, aludido por la Confederación al ser su departamento el que debería haber autorizado la limpieza de la rambla del Albujón.

« La Confederación solicita autorización a la Dirección General de Medio Ambiente con fecha 10 de octubre para limpiar la Rambla del Albujón, a sabiendas de que sólo necesitan autorización para los últimos 166,83 metros que se encuentran en espacio protegido, y no para los 26.989, 84 metros restantes, que podían haber limpiado».

El consejero,que también criticó que el organismo de cuenca pidiera la autorización a una dirección general equivocada, máxime cuando el 24 de octubre en una reunión de la Comisión Mixta del Mar Menor se indicara al Presidente de la CHS cuál era el órgano competente (la Dirección General del Medio Natural).

Por último, Javier Celdrán apuntó que no tenía constancia de que la CHS reiterara su solicitud el 16 de noviembre, «cuando ya se había iniciado el episodio de lluvias torrenciales y ya discurrían por la Rambla del Albujón un ingente volumen de agua, arrastrando cañas, escombros, barro y sedimentos de la rambla», que acabaron en la laguna.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook