18 de octubre de 2018
18.10.2018
La Opinión de Murcia
Ayudas

El bono térmico beneficiará a 77.000 hogares de la Región con pobreza severa

El Gobierno de Pedro Sánchez pone en marcha medidas para que estas familias puedan hacer frente a los gastos de calefacción, agua caliente y cocina durante el invierno

18.10.2018 | 13:48
Una anciana entra en calor frente a la chimenea.

Se garantiza el suministro en hogares acogidos al bono social donde viva al menos un menor de 16 años y una persona con una discapacidad de al menos el 33%

El nuevo bono térmico que ha puesto en marcha el Ejecutivo de la nación para la factura de electricidad y calefacción beneficiará a unos 77.000 hogares de la Región de Murcia que se encuentran en una situación de pobreza severa.

Se trata de una ayuda económica directa para que esas familias en la Región puedan hacer frente a sus gastos de calefacción, agua caliente o cocina durante este invierno, con independencia del combustible que utilicen para ello.

Hay que recordar que el Gobierno de España ha ampliado la cobertura del bono social eléctrico y se prohíbe el corte de suministro en los hogares acogidos al bono social donde viva, al menos, un menor de 16 años; y no se podrá cortar la luz a los hogares donde resida al menos una persona con nivel de discapacidad igual o superior al 33 por ciento.

Así lo ha avanzado el delegado del Gobierno en la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, Diego Conesa, momentos después de reunirse con representantes de EAPN y su presidente, Diego Cruzado, para informarles sobre ésta y otras medidas para evitar la pobreza energética.

Y es que, ha lamentado Conesa, "somos una de las comunidades con más niveles de pobreza, entre ellas de pobreza infantil y el Gobierno central quiere plantear un plan de choque, en coordinación con las comunidades y ayuntamientos, y se ha comenzado por poner el foco en la pobreza energética".

Este plan integral se verá reflejado, ha subrayado, "en un plazo máximo de seis meses y se tendrá en cuenta la opinión del Tercer Sector".

El plan de choque contempla una serie de medidas para estos primeros seis meses, como son "la supresión del impuesto del 7 por ciento para la factura de la luz, ese bono social y ese nuevo bono térmico para la factura de la electricidad y la calefacción".

Aunque el bono ya está implantado, dado que hay puntos de información en diversos municipios, el objetivo ahora es trabajar de manera coordinada.

Del mismo modo, ha explicado que están trabajando para convocar, en próximos días, unas jornadas de formación para trabajar en esa línea de coordinación.

En opinión de Conesa, la desigualdad y la pobreza, fundamentalmente la infantil, "no se puede tapar con mensajes de Cataluña o mensajes falaces en materia de agua".

Por su parte, el presidente de EAPN, Diego Cruzado, considera que "hay que hacer un esfuerzo porque en la Comunidad haya una ley de servicios sociales que garantice los derechos subjetivos". Igualmente, ha reclamado la necesidad de "un plan de choque para erradicar la pobreza en la Región".

Iniciativas como las del bono eléctrico "ayudan", aunque también ha coincidido con Conesa en esa necesidad de establecer una línea de colaboración de los distintos organismos que trabajen en ese sentido.

Y es que, en la Región "alrededor de 95.000 personas tienen que sobrevivir con 355 euros al mes". Además, ha puntualizado que en Murcia, precisamente, además de las olas de frío hay que prestar también atención a las olas de calor, porque las viviendas son "precarias y el sol incide con bastante fuerza".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook