25 de junio de 2018
25.06.2018
Oposiciones de Enfermería

A por una plaza entre calor y retrasos

Los más de 7.500 aspirantes se presentaron ayer al examen convocado por el Servicio Murciano de Salud para las 286 plazas ofertadas en Enfermería, que empezaron una hora y media más tarde de lo previsto

24.06.2018 | 21:47
A por una plaza entre calor y retrasos
Los opositores, a la espera de que comience la prueba.

Más de 7.500 aspirantes (un 80,96 por ciento de los 9.000 que se habían inscrito) se presentaron ayer a los exámenes convocados por el Servicio Murciano de Salud (SMS) para cubrir las 286 plazas ofertadas de Enfermería, de las cuales 125 eran de acceso libre y 161 corresponden al turno de promoción interna.

Los exámenes tuvieron lugar en los aularios Giner de los Ríos, Facultad de Trabajo Social, Facultad de Economía y Empresa, Aulario Norte, Aulario General y Facultad de Veterinaria (todos en el campus de Espinardo).

Los nervios empezaban temprano, cuando los opositores se encontraban con un «tremendo atasco» en la autovía, «desde la salida de Ronda Norte hasta El Tiro». «Los que vinieran de Andalucía no sé si habrán llegado a tiempo», comentaba un aspirante. Pero ahí no acabó la espera nerviosa, porque al llegar se encontraron con otra sorpresa: el examen no empezó hasta una hora y media después de lo previsto.

«Después de los 15 o 20 minutos esperando a que empezasen los llamamientos, haciéndonos aire con los DNI, nos han dicho que teníamos que volver a esperar», relató Lourdes, una opositora que resalta la «buena labor» de la organización. «Han habilitado incluso una sala de lactancia para las mamás que tenían que dar el pecho durante la prueba, y les pausaban el examen».

No todos lo vieron así. «Hemos estado sentados con el examen en un sobre sin poder abrirlo durante una hora y media; he ido al baño, he salido a fumar diez veces...estábamos todos muy nerviosos», comentó un opositor que realizó la prueba en el Giner de los Ríos, «nos han dicho que el problema era que la Facultad de Veterinaria se estaba retrasando, pero no nos han dado más detalles».

«Un retraso tan mayúsculo no tiene ninguna justificación», aseguró Juan Antonio Garrido, del Sindicato de Enfermeria SATSE, que instaló puntos de ayuda con presencia de sus delegados para atender dudas. «Hemos recibido multitud de quejas de la falta de coordinación existente, y algún opositor nos ha comentado que incluso les dejaban ir en grupo al baño...lo nunca visto», declaró. Además de SATSE, en Espinardo también contaron con la presencia de Manuel Villegas, consejero de Salud, quien visitó el dispositivo especial que conformaron más de 300 personas entre titulares del tribunal designado, coordinadores y colaboradores.

Sobre el resultado del examen, como era de esperar, opiniones enfrentadas. «Me ha sorprendido porque los que no lo habíamos preparado mucho hemos salido diciendo que era fácil, y al contrario», resumió David, otro opositor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook