13 de mayo de 2015
13.05.2015
Sanidad

El brote de paperas en Europa llega a la Región de Murcia

Doce alumnos de Medicina de la UMU tienen la enfermedad

12.05.2015 | 23:47

El brote del virus que provoca las paperas y que ha recorrido con fuerza los países occidentales desde finales del pasado año ya ha llegado a la Región de Murcia, después de provocar numerosos casos en otras regiones españolas. Adolescentes y jóvenes son la población de riesgo de esta enfermedad cuya vacuna, que está en el calendario vacunal, necesita dosis de recuerdo con el paso de los años. Los más vulnerables son aquellos que no se han puesto este recordatorio.

El caso más significativo hasta el momento ha sido la infección de doce alumnos de cuarto y quinto la facultad de Medicina de la Universidad de Murcia, donde Salud Pública y la propia institución ya tienen en marcha el dispositivo para controlar el bloque.

La mejor recomendación para poder evitar este envite del virus, que parece haberse vuelto más virulento en los últimos meses, es comprobar que se ha completado el calendario vacunal con el recordatorio pertinente, ya que sin él, la protección se reduce significativamente.

Fuentes de Sanidad informaron de que en la facultad de Medicina, en concreto en los cursos de cuarto y quinto, se han detectado esos doce casos y otros cuarenta alumnos van a ser vacunados como prevención para frenar el brote, ya que no tienen la doble dosis de la vacuna puesta o presentan un mayor riesgo. La facultad de Medicina ha enviado un comunicado a todos los alumnos para informar de lo ocurrido y comunicar las medidas que se están tomando. Desde la consejería de Sanidad se insiste en que la situación «era esperada y está controlada» por lo que no cabe «ningún motivo de alarma» en la sociedad. Para aquellos que sean infectados por el virus, la primera recomendación es reducir el contacto con otras personas de riesgo para evitar el contagio durante la evolución de la enfermedad.

El brote del virus que provoca las paperas, frecuente en países de la Unión Europa, Estados Unidos, Canadá o en varias comunidades autónomas españolas, ha llegado a la Región de Murcia; y es que doce alumnos de Medicina de la Universidad de Murcia se han visto afectados por la enfermedad, "de los que varios estaban vacunados contra la triple vírica", que es la vacuna que protege contra las paperas, "como consecuencia, según parece, a que la vacuna, a largo plazo no tiene una efectividad tan buena como la que puede tener la del sarampión".

Así lo ha explicado el jefe de Servicio de Prevención y Protección de la Salud de la Dirección General de Salud Pública de la Consejería de Sanidad, José Antonio Navarro, quien pide tranquilidad, insistiendo en que la situación era de esperar "y está controlada", por lo que no cabe "ningún motivo de alarma".

"No es un brote nada extraordinario de lo que está pasando en Europa, Canadá o Norteamérica", ha subrayado, "y estamos mandando cartas a quienes nos consta que no están bien vacunados".

"Los anticuerpos de la vacuna van cayendo cuando pasa el tiempo", ha acentuado Navarro, con lo que su vacuna, que está en el calendario vacunal, "necesita dosis de recuerdo con el paso de los años". De tal forma, ha insistido, "a medida que transcurre el tiempo desde la vacunación, los anticuerpos van cayendo".

Recuerda que las paperas se contagian a través del contacto directo y son contagiosas desde tres días antes hasta nueve días después del inicio de los síntomas. Sus síntomas incluyen fiebre, inflamación y dolor en una o más glándulas salivares.

En general, se trata de una enfermedad "benigna", pero en algunos casos pueden darse complicaciones como pancreatitis, meningitis o inflamación de los testículos.

La vacuna que protege contra las paperas es la conocida como la triple vírica, que también protege contra el sarampión y la rubeola. En el calendario vacunal de la Región de Murcia, la triple vírica, se suministra actualmente a los 12 meses y luego se pone una segunda dosis a los cuatro años.

Como ha ocurrido en otros países y regiones españolas, los casos registrados de paperas no son alarmantes ni muy altos, aunque sí que suponen un incremento considerable con respecto a las cifras registradas anteriormente.

Las razón para este repunte, según expertos europeos, es que desde hace unos años circula por países occidentales un fenotipo del virus diferente y más potente que hace que la vacuna tradicional pierda algo de efectividad, en especial, insisten los especialistas, si no se ha puesto el recordatorio. El año pasado en Reino Unido se llegó a plantear hacer obligatorio una tercera dosis de la vacuna.

A los 12 meses y 4 años
La vacuna que protege contra las paperas es la conocida como la triple vírica, que también protege contra el sarampión y la rubeola. En el calendario vacunal de la Región de Murcia, la triple vírica, se suministra actualmente a los 12 meses y luego se pone una segunda dosis a los cuatro años. Siempre y cuando se hayan puesto las dos dosis, en adultos, no se recomienda una nueva dosis salvo en circunstancias específicas como marcharse de viaje a un país con un brote importante. Dado que la población joven y adolescente es considerada población de riesgo, ante un brote como el que se ha producido en la Universidad de Murcia los responsables sanitarios podrían recomendar en casos concretos una nueva dosis.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook