11 de agosto de 2009
11.08.2009

El granizo reaparece en Lorca

11.08.2009 | 10:08

El temporal sigue causando destrozos en la Región. Ayer se vieron afectadas con mayor intensidad las pedanías altas de Lorca -Doña Inés, Coy y Avilés y en menor medida, La Paca.- y el municipio de Jumilla. En ambas localidades se produjeron diversos daños materiales.
En las pedanías de Lorca, la tormenta, que descargó pedrisco durante alrededor de un cuarto de hora, dañó cultivos de uva, almendra y aceituna. Aunque no se ha hecho una estimación, por el momento, parece que son pocas las hectáreas afectadas. Vecinos de la zona manifestaron que jamás habían visto caer piedras como las de ayer "de unos cinco centímetros de diámetro y de las dimensiones de un huevo", decían.
Fuera del campo, muchas viviendas se anegaron de agua y se dañaron vehículos y uralita. Los servicios de emergencia se desplazaron a la zona para ayudar a los vecinos y Protección Civil tuvo que controlar tres carreteras -la RM-C12, la RM-C13 y la RM-711- puesto que algunas piedras de considerable tamaño se estaban desprendiendo de la montaña.

Tromba de agua en Jumilla
Otras localidades de la Región como Yecla o Bullas sintieron ayer la alerta Naranja en sus términos municipales. La peor parte se la llevó Jumilla, donde se produjeron algunas situaciones de riesgo como el posible desprendimiento de un techo en una vivienda. Además de anegar las casas de agua, la lluvia también dejó en Jumilla calzadas y pavimentos resquebrajados, tapas de alcantarillado desplazadas por la fuerza de la corriente de agua, así como daños materiales en coches e inmuebles.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook