18 de septiembre de 2020
18.09.2020
La Opinión de Murcia
Medio ambiente

Naturgy ejecutará 300 iniciativas anuales por la biodiversidad y el medio ambiente hasta 2022

Con estas acciones, el año pasado alcanzaron una superficie ambiental restaurada superior a 2.600 hectáreas

18.09.2020 | 13:52
Francisco Reynés, presidente de Naturgy.

Naturgy ejecutará 300 iniciativas anuales por la biodiversidad y el medio ambiente hasta 2022, dentro de su amplia batería de medidas dentro de su compromiso firme en esta materia.

En el Plan Global de Medio Ambiente hasta 2022 de la compañía que preside Francisco Reynés se marca ese objetivo de realizar 300 iniciativas por la biodiversidad cada año hasta ese horizonte, por las 257 que llevaron a cabo en 2019.

Con estas acciones realizadas el año pasado alcanzaron una superficie ambiental restaurada superior a 2.600 hectáreas, de las que el 60% corresponde a espacios protegidos o hábitats de especies protegidas.

La implantación de la 'economía circular' es una de las claves de la energética para su compromiso con el medio ambiente. En 2019, el grupo redujo sus emisiones de CO2 un 16%, también recortó un 25% el uso de agua en sus actividades, fue capaz de generar un 66% menos de residuos y revalorizó o recicló el 57% de los residuos producidos.

Gracias a estas cifras e iniciativas, Naturgy obtuvo el año pasado la máxima calificación del índice CDP (Carbon Disclosure Project) convirtiéndose en la única energética española y una de las cinco del mundo en lograrla.

Asimismo, durante 2019 la energética presidida por Francisco Reynés realizó más de 100 estudios, especialmente en el ámbito de las instalaciones de generación (térmicas, hidráulicas y parques eólicos) y distribución eléctrica, con el fin de realizar el seguimiento del estado ambiental y ecológico. Además, llevó a cabo 90 iniciativas de conservación de especies y espacios naturales protegidos.

En lo que se refiere a la utilización del agua dentro de la actividad de la compañía, el agua captada del mar representa un 96% del total, la reutilizada un 3% y el agua dulce un 1%.

Además, el 98% del agua captada es devuelta al medio. Una vez utilizada el agua, se generan unas corrientes de aguas residuales que son tratadas para reducir la contaminación antes del vertido al medio.

El mayor vertido de agua corresponde a las centrales térmicas, en las que se realiza el seguimiento y análisis, que según los datos de Naturgy no generaron impactos en los ecosistemas acuáticos afectados.

Iniciativas en todo el mundo

Las iniciativas del grupo en materia de biodiversidad y medio ambiente se extienden por todo el mundo, destacando la restauración ambiental de las zonas afectadas por la construcción del parque eólico de Crookwell (Australia), con la revegetación de pastizales, la siembra de más de 3.000 árboles y el control para evitar plantas invasoras.

En Brasil, la compañía ha llevado a cabo la revegetación y el mantenimiento periódico para garantizar el establecimiento de los ejemplares plantados en la región de Sao Paolo para la recuperación de la mata atlántica.

En Chile, Naturgy ha desarrollado sistema de riego de mantenimiento para garantizar la supervivencia de los ejemplares plantados en el área afectada por la construcción de redes de gas.

En lo que se refiere a España, el grupo ha realizado importantes actuaciones, como la del mantenimiento del espacio restaurado lago de Meirama (A Coruña), a partir del espacio que ocupaba una antigua mina y que actualmente es uno de los mayores lagos artificiales de Europa.

Así, se plantaron casi medio millón de árboles, convirtiendo el entorno en un espacio privilegiado de biodiversidad, donde según la Universidad de Santiago de Compostela, se ha identificado 839 especies animales y vegetales.

También en Galicia se continuó con las capturas de ejemplares piscícolas (salmones, sábalos, anguilas y lampreas) que llegan a la Central Hidroeléctrica de Frieira (Ourense) para la repoblación de afluentes del Bajo Miño.

Naturgy también ha participado en el Proyecto LIFE Oso Courel, liderado por la Fundación Oso Pardo, para favorecer la expansión del oso pardo cantábrico (especie protegida) a nuevos territorios.

Solo en Galicia, la compañía ejecutó 57 acciones de biodiversidad, lo que supone más del 20% del total de las desarrolladas en este ámbito por la compañía en todo el mundo.

Otra de las comunidades donde más ha incidido la política medio ambiental de la empresa es Castilla y León, donde ha realizado 42 iniciativas, destacando principalmente las vinculadas a la economía circular, con la reconversión de centros de transformación eléctricos en desuso como zonas de refugio y nidificación de diversas especies.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook