Zona logística

Las obras de urbanización de la ZAL de Cartagena comenzarán este verano

La primera fase servirá para poder acoger la Ciudad del Transporte y el Depósito Franco, aún pendientes de la llegada de capital privado

Reunión ayer del Consorcio del Depósito Franco de Cartagena, en el Palacio Consistorial.

Reunión ayer del Consorcio del Depósito Franco de Cartagena, en el Palacio Consistorial. / CARM

Las obras de urbanización de la primera fase de la Zona de Actividades Logísticas (ZAL) de Cartagena comenzarán este verano, después de que el pleno del Consorcio del Centro de Transportes-Depósito Franco de Cartagena (CTDF) aprobara ayer la adjudicación de las obras, que serán ejecutadas por la UTE González-Soto, S.A. y Montajes Eléctricos Llamas, S.L. al ser la mejor puntuada de entre las cinco propuestas recibidas. Las obras, que salieron a contratación por 1,7 millones, se han adjudicado por 1.577.000 euros y tendrán un plazo de ejecución de seis meses.

Estas obras servirán de base para construir el futuro Centro de Transportes y Depósito Franco, pendientes de la entrada de capital privado para poder llevarse a cabo. No obstante, los miembros del Consorcio son optimistas y confían en que la llegada de empresas a la zona logística sea una realidad cuanto antes. Así lo indicó el consejero de Economía, Hacienda y Empresa, Luis Alberto Marín, que participó en la reunión junto con la alcaldesa de Cartagena, Noelia Arroyo, y los representantes de la Cámara de Comercio de Cartagena y de la Autoridad Portuaria.

Marín recordó «el amplio interés existente de empresas e inversores para poder desarrollar proyectos en la zona», lo que ha llevado al Gobierno regional a presentar una opción de compra de un millón de metros cuadrados a la Entidad Pública el Suelo (Sepes), «para seguir impulsando la zona de actividades logísticas».

Conexión ferroviaria

Los miembros del Consorcio coincidieron en la necesidad de contar cuanto antes con una conexión ferroviaria con la futura ZAL. En este sentido, Arroyo expuso que sigue a la espera de una reunión en la que Adif debe exponer el diseño de la prevista variante de mercancías. Además, se decidió enviar al Gobierno central un escrito conjunto que refleje la necesidad de una solución urgente y el desbloqueo de los proyectos que garanticen la intermodalidad de la ZAL. «Los Camachos no es una ZAL sin ferrocarril», apostilló la alcaldesa.