Kiosco

La Opinión de Murcia

Municipal

Crearán un corredor verde de 2 kilómetros desde San José Obrero hasta Canteras

Se trata del proyecto ‘Bosque Romano’ cuyo objetivo es recuperar la biodiversidad en la zona y que recibirá 3,6 millones de fondos europeos

Imagen de una cantera de arenisca en el noroeste del municipio. | AYUNTAMIENTO DE CARTAGENA

La Fundación Biodiversidad ha concedido 3.640.000€ para llevar a cabo el proyecto ‘Bosque Romano’, presentado por el Ayuntamiento de Cartagena y la asociación naturalista ANSE. El proyecto supondrá la creación de un corredor verde mediante la renaturalización de parcelas que ocupan una superficie cercana a las 15 hectáreas, las cuales recorren unos 2 kilómetros comprendidos entre San José Obrero y Canteras.

La intención es repoblar esa franja con especies autóctonas para recuperar la biodiversidad, proteger el suelo contra la erosión y generar un corredor verde que recorra los barrios del noroeste y contenga caminos y senderos para uso y disfrute público. Además, se procederá a excavar dos canteras de arenisca sepultadas por los escombros. También se restaurarán otras zonas de canteras romanas, adquiridas por ANSE hace años, impulsando la aprobación del Plan de Conservación del Sitio Histórico.

Noelia Arroyo ha destacado dos cualidades del proyecto, « la primera es que el corredor unirá tanto zonas naturales como propiedades municipales y zonas privadas que vamos a recuperar para integrarlas en el corredor. La segunda es que servirá para integrar espacios de gran valor arqueológico como las canteras romanas», declaró la alcaldesa.

Para Pedro García, director del ANSE, el proyecto constituye una gran oportunidad para demostrar que es posible reducir suelo urbanizable y restaurar patrimonio natural y cultural, mejorando el paisaje, la biodiversidad y la calidad de vida de los vecinos.

El desarrollo de la propuesta está planteada en cuatro fases que deben desarrollarse antes de diciembre de 2025. La primera será la adquisición de los solares de propiedad privada y que no han sido desarrollados aún. En la segunda fase, se trabajará en eliminar especies invasoras de estas superficies y renaturalizarlas mediante la plantación de especies autóctonas en tres zonas: la primera, en el territorio que une San José Obrero con Finca Medina; la segunda, sobre las propias parcelas de Finca Medina; y la tercera, en Canteras y su entorno.

Las entidades asociadas han logrado a la que aspiraban, que es del 90% del total del coste del proyecto, una cifra que asciende a los cuatro millones de euros y que supone otras acciones sostenibles como la promoción del compostaje colectivo. El proyecto se abrirá a la participación de asociaciones vecinales que quieran ayudar también a transformar los jardines de los barrios y urbanizaciones que rodean la zona de actuación.

Compartir el artículo

stats