Los Agregados de Defensa de 16 países han realizado esta semana una visita al Astillero de Navantia en Cartagena, con el objetivo de conocer el submarino S-81 Isaac Peral en construcción para la Armada Española que acaba de comenzar sus pruebas de puerto.

Hasta Cartagena se han trasladado representantes acreditados en España por Alemania, Arabia Saudí, Australia, Brasil, Canadá, Chile, Estados Unidos, Francia, Indonesia, Italia, Polonia, Sudáfrica, Tailandia, Túnez, Ucrania y Vietnam, invitados por Navantia y el Ministerio de Defensa a través de Oficaex (Oficina de Apoyo Exterior).

Durante la visita, según explicó ayer Navantia en una nota, los invitados observaron de primera mano las capacidades y los desarrollos tecnológicos de Navantia en sus programas para la Armada Española. Junto al S-80, construido en la Dársena de Cartagena, han podido conocer la fragata F-110 a través de una maqueta virtual que muestra algunas de sus innovaciones, como el sistema de Servicios Integrados (SSI) o el gemelo digital.

También visitaron el Centro de Diseño Virtual (CDV), que permite ver en 3D las características del submarino. En lo relativo al S-81, se informó sobre el estado actual del proyecto y de las innovaciones futuras. Los aspectos tecnológicos y la base industrial y de seguridad aparejada han sido los aspectos que han despertado más interés.

Los representantes de Defensa también pudieron recabar información sobre el proceso de transformación digital que está llevando a cabo Navantia. En el caso de Cartagena, Navantia aporta al 6,7% del empleo industrial (en torno a 6.000 personas entre empleo directo, indirecto e inducido) y el 0,9% del empleo total de la Región de Murcia. Además, genera el 6,4% del Valor Añadido Bruto (VAB) y el 0,8% del PIB regional. En el conjunto de España, la aportación de Navantia al empleo se cifra en 22.700 personas y más de 1.000 millones de euros al PIB nacional.