Más de 40 voluntarios de la Asamblea Local de Cruz Roja Cartagena participaron la semana pasada en una nueva campaña de reparto de alimentos, que realiza la institución de forma habitual y que en los últimos meses está siendo reforzada por la pandemia de la COVID-19.

En total, se han distribuido 18.000 kilos de alimentos a 220 familias que viven en Cartagena y están incluidas en el programa de alimentos FEAD de la Comunidad Europea. Todo ello supone una ayuda a más de 800 personas que carecen de recursos económicos.

El presidente de Cruz Roja en Cartagena, Andrés Ros, ha destacado la "impresionante labor que durante toda la semana han realizado los voluntarios, muchos de ellos jóvenes que pertenecen a Cruz Roja Juventud".