09 de marzo de 2019
09.03.2019
La Opinión de Murcia

Española del Zinc

Medio Ambiente retoma los trámites para exigir la descontaminación de Zinsa

Los técnicos de la Comunidad requieren que se valle el perímetro de forma inmediata y los vecinos urgen también a que se refuerce un muro de contención

08.03.2019 | 19:58
Medio Ambiente retoma los trámites para exigir la descontaminación de Zinsa

Tomás Olivo compró el terreno en abril, pero aún no lo ha inscrito en el Registro de la Propiedad.

La Consejería de Medio Ambiente sostiene que el nuevo propietario de los terrenos de Torreciega donde se encontraba Española del Zinc (Zinsa) tiene que hacer frente a las medidas cautelares que se dictaron para proteger a la población y al medio ambiente. Además, la parcela fue declarada contaminada, por lo que el departamento regional también ve necesario que se lleve a cabo la limpieza de los terrenos para el uso que se pretenda, que, en la actualidad, recuerda, es industrial. Así, la Comunidad anuncia que se van a retomar los procedimientos para que se haga frente a esta descontaminación. La Federación de Asociaciones de Vecinos de Cartagena y Comarca (Favcac) lamenta que la administración no haya exigido la limpieza de estos terrenos en la última década, pese a la voluntad que ahora tiene el ente regional.

El empresario de Balsapintada Tomás Olivo, uno de los más ricos del planeta según la revista Forbes, adquirió en abril la parcela donde se encontraba Zinsa, pero aún no ha conseguido efectuar la inscripción de la finca en el Registro de la Propiedad, según personal de su confianza. El promotor aún no ha recibido ninguna notificación de la administración en la que se le exija descontaminar la zona, apunta la citada fuente. Su intención es que la parcela tenga un uso industrial, con posibilidad de combinarlo con residencial. El empresario, que edificará 1.700 casas en el sector Rambla de Cartagena, desembolsó 1,5 millones de euros para hacerse con la parcela de Española del Zinc en una subasta judicial, tras quebrar la promotora inmobiliaria Quorum, que poseía los terrenos. El entorno del constructor no aclara por qué no se ha inscrito aún esta propiedad. Cabe recordar que la compañía eléctrica Iberdrola reclama tres millones de euros, que le debía Zinsa por el impago del recibo eléctrico. Olivo señaló hace un mes que compró el solar libre de cargas, y que no veía lógico tener que asumir esa deuda.

Mientras tanto, los vecinos están preocupados por tener unos terrenos contaminados junto a sus casas sobre los que no se ha actuado en la última década. De hecho, los técnicos de la Comunidad informaron hace poco más de un mes de que era necesario adoptar las medidas cautelares que fueron fijadas hace 9 años para evitar riesgos para la salud de la población y el medio ambiente. También emplazaron a restaurar de forma inmediata el vallado de Zinsa, que según los vecinos está roto. Además, los habitantes de Torreciega solicitan que se haga más grande un muro de contención que separa la población de los terrenos contaminados, que están llenos de escombros tras ser demolida la fábrica hace años. Desde entonces, se quejan de que cuando llueve sus calles se llenan de residuos de la antigua fábrica, que son arrastrados por el agua al haber desaparecido las canalizaciones que había cuando la factoría estaba operativa. Igualmente, ponen de manifiesto que en la parcela hay roedores. Por último, concluyen que hay un canal subterráneo en una parte del perímetro de Zinsa por el que salen a la superficie aguas residuales del polígono industrial Cabezo Beaza.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook