El tranvía que sustituirá a la línea de Ferrocarriles de Vía Estrecha (FEVE) entre Cartagena y Los Nietos se ampliará -si el estudio de viabilidad encargado por la empresa estatal, el Ayuntamiento y la Comunidad no dice lo contrario- con una circunvalación alrededor de Cartagena de once kilómetros de longitud y con un ramal hasta San Pedro del Pinatar que conectaría todos los municipios del Mar Menor.

Al menos, esta la idea de la que partirá el informe que se elaborará después de que las tres Administraciones públicas firmaran ayer en Cartagena el protocolo de actuaciones para la implantación del tranvía. El presidente de FEVE, Ángel Villalba, explicó en la ciudad portuaria que el proyecto se desarrollará en tres fases. La primera, que ya se ha puesto en marcha, consiste en convertir la actual línea de ferrocarril en una de tranvía. "Las máquinas ya están encargadas y tardarán dos años en construirse, por lo que contamos con ese plazo para electrificar la línea y adaptar los apeaderos", señaló. La segunda fase, que se definirá de manera más concreta en el estudio, contempla una circunvalación de la ciudad de once kilómetros con paradas en el nuevo hospital y en los distintos campus. La tercera y última fase supone la ampliación de la línea hacia San Pedro del Pinatar y su conexión con Fuente Álamo. La línea pasaría así de los 20 kilómetros actuales a 55.

La alcaldesa de Cartagena, Pilar Barreiro, señaló que, aunque se trata de un proyecto a largo plazo, el planeamiento que se ha encargado -y que estará listo en tres meses- es el primer paso para hacerlo realidad. Por su parte, el presidente de la Comunidad, que agradeció a la Administración central su "sensibilidad" con esta propuesta, que partió de Barreiro, calculó en cien millones de euros el coste del mismo. El número potencial de pasajeros superaría los 300.000, según Valcárcel.

Tanto el presidente de FEVE como el de la Comunidad y la alcaldesa de Cartagena destacaron las ventajas que un medio de transporte como este, del que ya disponen otras ciudades como Alicante y que se está construyendo en Murcia, tiene sobre otros, como su respeto al medio ambiente y su rapidez.

Por su parte, el PSOE cartagenero expresó su satisfacción por la firma del protocolo y pidió a Ayuntamiento y Comunidad "máxima colaboración" con Feve para sacar adelante el proyecto.