En Sestao no se habla de otra cosa. El municipio vizcaíno ha registrado, solo en el primer semestre del año, casi 1.200 casos de sarna. Un auténtico brote de esta enfermedad muy contagiosa provocada por el parásito Sarcoptes scabiei, un minúsculo ácaro de apenas 0,4 milímetros.

Por eso, desde de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV), han querido lanzar un mensaje de tranquilidad a la población.

Los dermatólogos indican que "no invade más allá de la epidermis y tampoco compromete órganos internos", pero piden que se ponga en marcha la figura del rastreador "para asegurarse de que todos los afectados siguen el tratamiento de la forma adecuada".

Estos ácaros, de ocho patas y cuerpo redondo, escarban en la piel provocando un problema cutáneo que se caracteriza por producir un gran picor, casi insoportable, sobre todo por las noches. 

Los casos de sarna comenzaron a crecer en 2014

Este aumento de casos de sarna en España (solo en Cataluña, se registraron 117 brotes de sarna en 2018), podría haber caído en saco roto, pero ya fue confirmado por el Centro Nacional de Epidemiología. Y el Instituto de Salud Carlos III fija en 2014 el año en que comenzó el incremento de la incidencia de este trastorno de la piel. 

La sarna se ha asociado a la falta de higiene y a la pobreza, pero se trata de un mito muy extendido.

Según el citado estudio, desde entonces se ha incrementado un 23,6% el número de casos en nuestro país.

En cualquier caso hay que dejar claro que si bien el vídeo de la red social hacía referencia a que los brotes de sarna se están produciendo en probadores de ropa de tiendas, residencias de ancianos y hospitales, ¡esto es completamente falso!

Sin embargo, ello no quita para que el doctor Eliseo Martínez, médico dermatólogo en el Hospital Virgen de la Victoria de Málaga, admita a este portal que desde la pandemia se ha producido un aumento significativo de casos de sarna

  • "La hipótesis que se está planteando sobre el repunte de casos es el cambio de hábitos: más tiempo en casa en contacto con familiares, y menor accesibilidad a los servicios de atención sanitaria por la pandemia del coronavirus", explica.

Aunque, popularmente esta enfermedad se ha asociado a la falta de higiene y a la pobreza, se trata de un mito extendido.

"La sarna no está relacionada con una higiene deficiente. Puede afectar a todo tipo de personas"

Doctor Eliseo Martínez - Médico dermatólogo en el Hospital Virgen de la Victoria de Málaga

También puede aparecer en cualquier grupo de edad, pese a que los ancianos y los menores son los más vulnerables, como detalla la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

  • "Se estima que, en cualquier momento en que se calcule, la cifra de personas en todo el mundo que padecen sarna asciende a 200 millones, pero se necesitan más esfuerzos para evaluar esa carga".

Primer síntoma de la sarna: el picor

El síntoma más característico de esta enfermedad es el picor (prurito). No obstante, este picor se puede diferenciar fácilmente de otras afecciones de la piel como el eczema o la dermatitis atópica. 

¿Cómo?

Pues como detalla el doctor Martínez, coordinador del Grupo de Epidemiología y Promoción de la Salud de la Academia Española de Dermatología y Venereología:

  • "La principal diferencia de la sarna con otros problemas de la piel es la intensidad del picor. Y también que aunque se produce durante todo el día, es más intenso durante la noche",

Otra diferencia importante de la escabiosis (como también se conoce a la sarna) es que casi nunca suele afectar a un solo miembro del hogar, dado que el contagio se produce por contacto estrecho.

Las lesiones de la sarna más habituales son pápulas eritematosas (enrojecimiento), papulares y pruriginosas. "Son elevadas, rojizas, y con surcos que va dejando el parásito"

"Suelen ser pacientes que vienen a consulta con prurito, con mayor picor por la noche, y con más familiares con los mismos síntomas".

El municipio de Sestao ha registrado, en el primer semestre del año, 1.200 casos de sarna

La sarna, sin embargo, no afecta a todas las partes del cuerpo, como sí puede ocurrir por ejemplo con la dermatitis atópica. "No afecta a la cara ni al cuero cabelludo"

También, en la localización. Normalmente, los eczemas afectan a los pliegues de las extremidades, mientras que la escabiosis "aunque también puede afectar a esas zonas, suele afectar principalmente a las manos (sobre todo en las manos), muñecas y zona genital".

Las lesiones de la sarna más habituales son pápulas eritematosas (enrojecimiento), papulares y pruriginosas. "Son elevadas, rojizas, y con surcos que va dejando el parásito".

¿Cuál es el tratamiento de la sarna y cómo evitar el contagio?

En los últimos años, dice el doctor, se está produciendo una resistencia a los tratamientos contra la sarna aunque, resalta, suelen ser bastante eficaces. 

El más usual es la Permetrina tópica, uno de los medicamentos más prescritos para acabar con esta enfermedad de la piel.

  • "Es un tratamiento que requiere poner crema desde el cuello hasta los pies y repetir la aplicación a los siete días"

En otros casos, el dermatólogo receta Ivermectina, un medicamento oral indicado para los pacientes que no responden a las lociones o cremas recetadas. 

Si el tratamiento ha sido eficaz, en una semana aproximadamente la afección habrá sido erradicada. Aunque entra en juego el tiempo que ha tardado el afectado en acudir al especialista.

Imagen de archivo de una mujer con sarna y la pomada que se pone para aliviarla.

"Cuando un paciente lleva con la sarna tres o cuatro meses rascándose puede ocurrir un eczema secundario por las lesiones de la piel".

El parásito, no obstante, puede vivir durante días en la ropa, sábanas, fundas del sofá… Por ello, ante un caso de sarna, hay que realizar una buena higiene de todos estos elementos.

  • Toda la ropa (especialmente ropa interior), sábanas y toallas deben lavarse a máquina, con detergente, a una temperatura de 60 grados.
  • La ropa que no pueda lavarse a esta temperatura, ya sea porque es delicada o cualquier otro motivo, hay que guardarla en bolsas de plástico durante al menos ocho días. Tradicionalmente, se pensaba que con tres o cuatro días era más que suficiente, pero no. Porque el ácaro (por las características de nuestro clima) puede vivir hasta ocho días. 
  • No es necesario limpiar alfombras u objetos frecuentes.
  • Es importante que esta desinfección de la ropa la realice toda la familia, aunque algunos miembros no tengan picores. "Si no lo hacen todos a la vez, es probable que se vayan reinfectando unos a otros".

Una vez iniciado el tratamiento, cuenta el doctor Martínez, se puede hacer vida normal a las 24 horas.

También es importante destacar que la sarna no genera inmunidad.

¿Hay remedios naturales contra la escabiosis?

Aceite de árbol de té, Aloe Vera, vinagre… Son algunos de los ‘remedios’ naturales que encontramos en Internet para tratar la sarna, una enfermedad infecciosa que requiere de un tratamiento prescrito por un facultativo.

  • "No son aconsejables. Algunos de estos tratamientos pueden ser irritantes e incluso contraproducentes", aclara el dermatólogo Eliseo Martínez.

"Además, no han demostrado su eficacia en ensayos clínicos y, más aún teniendo en el mercado medicamentos accesibles, que están financiados por la Seguridad Social y que son seguros y eficaces".