Tratamiento estético

Depilación láser: 10 mitos y verdades

Despejamos dudas y aclaramos todas las cuestiones referentes a esta técnica para hacer desaparecer el vello

01.04.2015 | 07:30
Una mujer se somete a un tratamiento de depilación láser.

Tipos de láser

  • Rubí: casi no se utiliza, pues suele producir hiperpigmentación.
  • Neodimio Yag: Es de menor eficacia que otros.
  • Diodo: Muy utilizado desde hace años, es eficaz aunque menos que Alejandrita y duele un poco más.
  • Alejandrita: El más efectivo, sobre todo en fototipos altos, además el dolor es moderado.

Con la llegada del buen tiempo muchas mujeres se plantean recurrir a la depilación láser para hacer desaparecer de manera definitiva el odiado vello.

Las técnicas de depilación láser han conseguido un gran tirón en los últimos años por sus buenos resultados y la efectividad de sus tratamientos. La comodidad que supone decir adiós al vello para siempre hace de la depilación láser uno de los tratamientos estéticos más demandados.

La adecuación de los tratamientos a cada paciente resulta fundamental para conseguir los efectos buscados en la depilación láser. Para ello, es conveniente conocer en qué consiste la depilación láser y qué aspectos hay que tener en cuenta a la hora de someterse a este tratamiento.

Como en todos los casos, los mitos en torno a la depilación láser se multiplican entre los usuarios. A continuación, desvelaremos todos los secretos y detallaremos todos los aspectos que debes conocer si estás pensando en someterte a un tratamiento de depilación láser.

1. Hay que visitar al dermatólogo antes de recurrir a la depilación láser.

Todas los centros de estética donde se ofrecen tratamientos de depilación con láser deben recomendar a sus clientes pasar antes por la consulta de un dermatólogo u ofrecer ellos mismos este servicio.

Hay que tener en cuenta, que el láser es una técnica agresiva y la piel tiene que estar en perfectas condiciones para recibir el impacto del láser. Un lunar o una mancha en la zona a depilar puede resultar un inconveniente, por lo que debe ser el experto el que lo determine.

2. No se debe recurrir a la depilación láser en casa.

Hoy en día, sobre todo gracias a Internet, podemos tener en casa cualquier aparato. Aunque la oferta resulte de lo más tentadora, no es nada recomendable recurrir a la depilación láser en casa. Lo mejor es que si estás decidido a realizarte la depilación láser, te pongas en manos de un experto.

3. El láser no es efectivo con el pelo rubio y pelirrojo.

Los expertos trabajan para conseguir que el láser actúe sobre este tipo de vello. El problema es que, por su color, el láser no lo puede debilitar y, consecuentemente, hacerlo desaparecer.

4. El láser es más efectivo si te has depilado con cuchilla.

Si te has depilado con cuchilla tendrás un vello más grueso y un folículo más abierto. De esta manera, la aplicación del láser será mucho más directa y hará efecto más rápido y más fácilmente.

5. Puedes aplicar el láser aunque tengas un tatuaje.

Las actuales técnicas de depilación láser son compatibles con la tinta utilizada para realizar los tatuajes. No obstante, como ya hemos indicado, será el dermatólogo que debes visitar antes de empezar con tus sesiones de láser el que te dará el veredicto final.

6. La depilación láser y la eléctrica duelen igual.

En torno al dolor siempre existen numerosos mitos y en el caso de la depilación láser no iba a ser menos. El efecto del láser sobre el vello produce un pequeño dolor, como un pellizco, que será somatizado de diferente manera por cada usuario.

7. Puedes depilarte con láser en verano teniendo cuidado con el sol.

La recomendación que hacen los expertos es que si no has tomado el sol y tu piel no está demasiado morena puedes someterte a una sesión de láser. Eso sí, tras recibir el láser deberás esperar un mínimo de dos días para exponer esa zona de tu cuerpo al sol.

8. Hay que esperar a los 14-15 años para recurrir a la depilación láser.

Hay niños especialmente peludos, con los complejos que eso supone para muchos de ellos. No obstante, los expertos recomiendan esperar hasta los 14-15 años para recurrir a la depilación láser. Tanto en niños como en niñas, el vello que sale en la primera pubertad no tiene la misma fuerza que el que crece en la adolescencia. De ahí, que sea recomendable esperar un poco a la hora de someterse a una sesión con láser.

9. El vello tarda alrededor de un año y medio en desaparecer.

En el caso de las mujeres el vello necesita alrededor de un año y medio para desaparecer. En el caso de los hombres al tratarse de vello más fuerte y, por tanto, más fácil de eliminar con el láser tres o cuatro meses suelen ser suficientes para decir adiós al vello.

10. Todos los tipos de láser hacen desaparecer el vello.

El láser debilita para poco a poco hacer desaparecer el vello de nuestro cuerpo. Variando de las técnicas estos resultados se consiguen antes o después pero el resultado final siempre es la desaparición del vello por el efecto del láser.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine