Tribuna

Criterio y sensibilidad

07.06.2016 | 04:00
Criterio y sensibilidad

Están próximas las elecciones generales. Es en esta época cuando más hay que incidir en aumentar el criterio de cada uno y la sensibilidad ante los problemas sociales.

Me gusta sobremanera, una definición de criterio: «es la capacidad o facultad que se tiene para comprender algo o formar una opinión».

¿Cómo vamos a comprender algo, si no lo hemos intentado? ¿cómo vamos a formar una opinión, sin incrementar los datos que tenemos hasta ahora?

Se ha afirmado desde siempre que el conocimiento de las cosas nos crea nuestra opinión.

Hace pocos días, un medio informativo nos presentaba un estudio sobre qué medios, periódicos, radios o televisiones, vemos, leemos u oímos los españoles, en función de nuestra ideología previa. El resultado es espantoso y contrario a toda norma de aumentar el conocimiento, y por tanto, disponer de mayor criterio para depositar nuestro voto, a favor de uno u otros. Casi todo el mundo sigue al medio con el que más de acuerdo se encuentra o se encontraba, no sé hace cuántos años. De esta manera, solo reforzaremos nuestras simpatías hacia el partido al cual ya votamos, lo que hace suponer que el resultado de las elecciones siempre estará prácticamente clavado, a excepción de esa poca gente que lee varios periódicos, escucha varias emisoras de radio o atiende varias cadenas de televisión, o sea, las personas que tratan de ser verdaderamente 'libres'. Este último grupo es el que puede cambiar, en muy poco porcentaje sobre el total, el resultado de unas elecciones.

Si esto sigue así, no va a ocurrir, lo deseable: un hombre, un voto; sino, una televisión, cinco millones de votos.

El caso es, que desde que existe Internet, gracias al cual podemos seguir cualquier medio sin que nos cueste dinero, no llego a entender, por qué no se hace un esfuerzo para conocer mejor a los demás, aunque estén en el extremo opuesto del pensamiento.

Cuando hablo de conocer más, no me refiero solo a los partidos políticos, me refiero fundamentalmente a cualquiera de todas las cuestiones sociales, desde visiones económicas sobre la solución de los problemas, qué son los presupuestos, cómo se han de hacer y por qué es importante su cumplimiento, hasta visiones técnicas y científicas, las energías renovables, el comercio mundial, cómo nos afectan los movimientos de los demás países, etc.

También debemos de aumentar nuestra concienciación y nuestra sensibilidad a las cuestiones sociales que nos rodean. Es muy importante a la hora de ir a votar, porque nos hace sentir que vivimos en este mundo.

Pero sobre todo, recuerden que: sin conocimiento, no existe un buen criterio.

No sean tan fieles a su partido político habitual. Sean libres por una vez y para toda la vida.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine