El retrovisor

El 'impasse' político y la economía real

El temor a la subida de impuestos o a una contrarreforma laboral frena inversiones, pero las grandes infraestructuras inician una nueva etapa y grandes empresas llegan con nuevos proyectos

06.03.2016 | 04:00
El 'impasse' político y la economía real

La nueva era política que se ha abierto tras las elecciones del 20D genera ilusión en algunos sectores de la sociedad y cierta frustración en otros. La dificultad en la negociación de pactos entre las fuerzas políticas para conformar una mayoría parlamentaria que permita la investidura de un presidente del Gobierno está provocando incertidumbre, que es uno de los estados que más preocupan a los empresarios, que son los que van a crear empleo y riqueza. No obstante, está en juego la posibilidad de que aumenten los costes fiscales y los costes laborales en función de la política que se adopte y que puede alterar los planes de futuro de las empresas. Por ello, se palpa inquietud en los sectores productivos y ya estamos asistiendo a la paralización de algunos proyectos de inversión en la Región. Además, la confianza de los consumidores en todo el país ha descendido de forma significativa en los dos primeros meses del año, hasta doce puntos, coincidiendo con el inicio de los contactos para conformar una mayoría parlamentaria, que de momento, han fracasado. ¿El nuevo Ejecutivo será capaz de mantener el ritmo de crecimiento de la economía que pueda ir reduciendo el desempleo de forma significativa? ¿Una contrarreforma laboral permitirá mejorar las condiciones de los trabajadores y seguir con una creación intensiva de empleo? ¿Aumentará la presunta fuga de capitales como ya se produjo de forma preocupante en el mes de diciembre ante un probable endurecimiento en la fiscalidad del patrimonio? Son incógnitas que pesan en la actitud de los inversores y de la gente de la calle. Sin embargo, y sin ánimo de desdeñar los riesgos que existen, la economía regional tiene ahora unos mimbres de cierta fortaleza que no los tenía en los años anteriores a la crisis y los vientos de cola que nos llegan permiten ser optimistas. Un petróleo con los precios más bajos de los últimos años, créditos a bajísimo interés y una inflación que se mueve en porcentajes negativos son indicadores fundamentales para el crecimiento.

Aunque el paro ha aumentado en el mes de febrero en la Región en 659 personas, centrado sobre todo en la agricultura, que está sufriendo el problema de la falta de agua, ha descendido en los restantes sectores y, sobre todo, entre los jóvenes de menos de 30 años, en 3.260, lo que supone un dato alentador por cuanto el desempleo juvenil es uno de los más altos del país. Sin embargo, se está creando empleo al aumentar en 4.758 el número de afiliados a la Seguridad Social. ¿Por qué se incrementa el paro? Este repunte se interpreta por el aumento que se ha producido en los demandantes de empleo, porque hay una mayor confianza en que a través de las oficinas del SEF se puede encontrar un puesto de trabajo.

El aeropuerto y el puerto
El aeropuerto de Corvera va quemando etapas en su larga travesía del desierto y el TSJ, por fin, ha fallado a favor de la Comunidad en uno de los muchos litigios que mantiene con la exconcesionaria de las instalaciones, Aeromur. Y es quizá el más importante que faltaba: la concesión de las llaves a la administración regional, por lo que en las próximas semanas podrá tomar posesión de él y sacar lo antes posible el concurso para su adjudicación, de tal manera que pueda ponerse en funcionamiento lo antes posible, quizá no antes de 2017. Sigue quedando pendiente un acuerdo con el ministerio de Fomento para el cierre de San Javier, condición imprescindible para que haya empresas interesadas en su gestión. Y aquí está el principal escollo. Posiblemente hasta que no se conforme el Gobierno y no se nombre al nuevo titular de Fomento, no se podrá avanzar en esta negociación.

En lo que se refiere al Puerto de Cartagena, uno de los grandes objetivos que se marcaba se va cumpliendo: convertirse en punto de partida de cruceros por el Mediterráneo. La compañía Mundo Mar ya ha organizado para este año seis cruceros que saldrán desde la ciudad portuaria con destino a Roma, pasando por Gibraltar, Marsella, Génova, Livorno (Florencia) y Civitavechia (Roma) a bordo del barco ´Royal Princess´, con capacidad para 3.600 pasajeros y cuya primera salida será el 29 de mayo. Además, este mismo crucero permitirá seguir viaje desde Roma hasta Estambul, pasando por Nápoles, Creta y Kusadasi. Es importante que el puerto sea origen de cruceros por cuanto va a contribuir a una mayor ocupación hotelera, un mayor gasto en la hostelería y una promoción turística de primer orden.

Empresas que descollan
Si bien hay empresas que paralizan inversiones, otras las emprenden para ampliar su capacidad de producción y para mejorar la calidad de sus productos. Es el caso de Estrella de Levante, situada en Espinardo, que ampliará sus instalaciones con cuatro nuevos tanques de fermentación de la cerveza y más líneas de envasado, lo que permitirá una inversión de 12 millones de euros. La factoría murciana, propiedad del grupo Damm, emprende una nueva expansión debido al crecimiento del negocio y su buena penetración en el mercado. Otro caso es el de la cadena líder en España en el sector de la distribución comercial, Mercadona, de gran implantación en la Región de Murcia. Su cifra de negocio ha crecido un 3,3% pese a haber bajado un 2% los precios medios de los principales productos de la cesta de la compra y sus beneficios lo han hecho en un 12%. Especialmente significativo es que haya incrementado su plantilla en mil personas durante 2015 con contrato estable y fijo y que haya repartido 277 millones de sus beneficios entre los trabajadores como prima por haber conseguido buenos resultados. Se trata de un modelo de gestión que debería ser ejemplo en empresas con altos beneficios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine