La mar de cosas

Médico

16.09.2015 | 04:00
Médico

Un sobrino mío, que terminó Medicina y empieza el MIR, me dice que aún es un don Nadie, después de seis años de estudio, aunque siempre le queda la alternativa de reinventarse, como El Gran Wyoming, José Luis Moreno, Carlos Herrera... todos ellos médicos, o incluso dedicarse a resolver casos de altura, en los aviones, cuando las azafatas reclamen por megafonía algún médico. «¡Yo, yo soy médico!», levantaría la mano, como todo recién graduado que quiere ejercer cuanto antes. Menos recomendable sería hacerse escritor, aunque hay excepciones, como Chejov, Pío Baroja, Vital Aza..., cla ro que nunca escuché en el avión: «Si hay algún escritor entre los pasajeros, por favor, preséntese al sobrecargo». Todo el mundo cree que sabe escribir y además la literatura no es urgente. La otra opción, al menos para llevar bata blanca, le dije a mi sobrino, sería hacerte peluquero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine