Entrevista
Atleta 

Miguel A. López Nicolás: "Si no fuera por mi madre no tendría tiempo ni para entrenar, me tiene muy mimado"

El murciano logró un brillante quinto puesto en la prueba de 20 kilómetros marcha de los Juegos Olímpicos de Londres - Hoy busca el oro en Río de Janeiro

12.08.2016 | 21:54
Miguel Ángel López, animado por su madre, Fini.

Miguel Ángel López Nicolás (Murcia, 3 de julio de 1988) logró un brillante quinto puesto en la prueba de 20 kilómetros marcha de los Juegos Olímpicos de Londres. Aunque es de Llano de Brujas, es una de las perlas del Athleo Cieza. Admirador de Michael Jackson, atribuye a su madre un papel primordial en su carrera deportiva por su gran ayuda.

¿Atleta por casualidad o por tradición familiar?
En el atletismo empecé en el colegio y a la marcha llegué por pura casualidad.

¿Cómo fue?
Ser marchador en Cieza no es casualidad, pero yo soy de Llano de Brujas y la marcha aquí no tiene tradición. Todo empezó porque un compañero que iba a participar en la marcha en una competición se puso enfermo. Entonces le propuse al entrenador hacer la marcha.

¿No iba en otra especialidad porque era muy malo?
No era tan malo, pero es que había gente muy buena. Yo no era el mejor en ninguna especialidad y siempre había alguien que me ganaba en todas. El de la marcha se puso enfermo y como yo quería ir a toda costa, lo hice. Se me dio bien, cogí la técnica y de vez en cuando fui haciendo marcha.

¿A qué se habría dedicado de no ser atleta, a algo relacionado con el deporte?
También hice kárate y jugué al baloncesto, que no se me daba mal, pero no creo que hubiese llegado al nivel que he alcanzado en la marcha. Estoy estudiando Ciencias de la Actividad Física y el Deporte y la docencia me gusta.

¿Es muy complicado vivir hoy en día del atletismo?
Hasta hace unos años se podía y ahora se puede si estás entre los mejores. Si tienes familia e hipoteca es muy difícil. Yo ahora mismo vivo en casa de mis padres...

No se ha emancipado aún.
Todavía no. Mi madre me cuida muy bien y también aporta bastante a que rinda.

Lo que no quiere es irse.
Hombre, no tengo la necesidad de irme a pasar calamidades. Mi madre me ayuda muchísimo y hace que solo tenga que entrenar y poco más.

¿Cómo lleva los estudios?
Llevaba un par de años un poco desconectado, pero después de los Juegos lo he retomado. Ahora que estamos iniciando un nuevo ciclo olímpico, he ajustado algunas cosas para ir sacando algunas asignaturas, aunque como es lógico, no puedo ir al mismo ritmo que otro alumno.

¿También saca tiempo para bailar? Me han dicho que lo hace bien.
¿Eso quién te lo ha dicho?

Y me han apuntado que le gusta mucha Michael Jackson. ¿Estoy en lo cierto?
Lo bailo todo desde pequeño. Tengo ritmo, me gusta y tampoco creo que lo hago muy mal. Es cierto que me gusta mucho Michael Jackson y hago algunos de sus pasos, que tenía muchos. En general, me gusta mucho bailar.

¿Es usted uno de esos atletas que suele entrenar con música?
Normalmente no, desde pequeño no me acostumbré a hacerlo con música y la verdad es que la he utilizado muy pocas veces.

¿Qué se siente cuando uno está la última recta de unos Juegos Olímpicos?
En la recta final se juntaron muchas emociones. Antes de ir hubiera firmado ser quinto, pero quedarte tan cerca de la medalla da rabia. La verdad es que disfruté mucho la carrera, pero en ese momento más.

¿Se llega a disfrutar realizando un esfuerzo tan brutal?
Sí que se puede disfrutar porque para eso entrenas. El atletismo es duro y tienes que sufrir todos los días. Mentalmente también es muy exigente, pero es lo que me gusta.

¿Le miran de forma rara en Cieza por ser de Llano de Brujas?
No, todo lo contrario, si mucha gente piensa que soy de Cieza y algunos hoy aún me dicen ciezano. Desde que llegué en 2002 me han tratado muy bien, es mi segunda casa y estoy casi como en Llano de Brujas.

¿En quién se apoya en los momentos malos?
En la familia y en los amigos, así como en mi equipo de trabajo. En definitiva, la gente que valora este deporte.

¿Cómo desconecta?
Depende de la competición que prepare. Para los Juegos, como estaba en Font Romeu, la desconexión era poca. Solo podía ver películas y leer. Y cuando estoy en Murcia me voy de cena y al cine ,sobre todo.

¿Se puede tener tiempo para tener pareja?
Siempre hay tiempo, pero lo difícil es encontrar una persona que entienda lo que haces, sobre todo que comprenda que necesitas unas horas de descanso, que forma parte del entrenamiento. Hasta el momento no la he encontrado, por eso estoy soltero.

¿Le han propuesto alguna vez ser Rey Mago?
Nunca, no me lo había planteado, pero no me desagradaría porque soy de Reyes Magos, no de Papá Nöel. En casa aún nos ponemos los regalos en el balcón.

¿Tiene hermanos?
Sí, una hermana mayor.

Entonces es el mimado.
Sí, muy mimado. Mi madre y mi hermana me cuidan mucho para que no me falte de nada.

¿Aparte de atletismo, a qué está enganchado?
Utilizo las redes sociales, pero no estoy enganchado y lo cierto es que tengo poco tiempo para algo que no sea el atletismo y los estudios.

¿A quién le daría un Balón de Oro?
El balón de oro se lo merece mi madre, porque si no estuviera ella, perdería mucho tiempo y no podría casi ni entrenar. Es de las que va a todas mis competiciones y le da mucha rabia perderse alguna. Estuvo en los Juegos Olímpicos con mi hermana y algunos amigos.

Tras los Juegos le dieron un gran recibimiento. ¿Fue sorpresa?
Sabía que iban a hacer algo e intuía que algo gordo ocurriría porque mi madre estaba muy nerviosa, pero lo de llegar en descapotable fue demasiado.

Por último, ¿alguna vez ha estado en Río de Janeiro?
No he estado allí nunca, pero ojalá que en 2016 esté allí. En teoría así debería ser, pero en cuatro años pueden pasar muchas cosas.

¿Ha soñado que gana una medalla?
Ya soñé que me pasaba en Londres, y en Río de Janeiro mucho más después de haberlo visto tan cerquita. La medalla que sea me daría igual.

Gracias y cuide mucho a su madre.
Gracias. Es lo que hago.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine