Entrevista
Guadalupe Borbolla 

«Ofrecemos una educación basada en el respeto al niño »

«Montessori se adapta y respeta al niño en la cultura a la que llega»

26.06.2016 | 04:00
«Ofrecemos una educación basada en el respeto al niño »

Licenciada en Ciencias Políticas y directora del Colegio Montessori de Tepoztlán, México. Guadalupe lleva trabajando más de 30 años con la educación Montessori en distintos países del mundo. Actualmente es miembro de la mesa directiva de AMI y directora de Entrenamiento del Instituto Montessori de México.

Cuando se educa a un niño empleando este método se pretende que en un futuro sea capaz de dar lo mejor de sí mismo sin esperar nada, únicamente buscando el enriquecimiento personal. Para la pedagoga italiana Maria Montessori (1870-1952), una propuesta educativa como la que llevó a cabo hace más de 100 años resultaba excelente, ya que valoraba que el niño se descubra a sí mismo por encima de todo. También debía sentirse importante para saber que es único y que tiene muchísimo que ofrecer. «Jugar es el trabajo de los niños» o «los niños no hacen lo que quieren, sino que quieren lo que hacen» son algunas de las frases que Maria Montessori utilizaba para poner ese énfasis necesario en la observación para promover el desarrollo integral del niño y conocer todo su potencial. Un niño sabe cuando le hablas de discurso y autoridad impuesta y cuando le hablas desde el corazón. Guadalupe Borbolla ha estado en Murcia impartiendo un curso de asistente Montessori en el que aboga por la libertad personal de cada individuo para perseguir y alcanzar aquello que desea gracias a pequeñas consignas, convertidas en juegos para que los niños aprendan valores y que se habituen a ese respeto, al espacio del otro, a la humildad y a la concentración de su compañero.

¿Qué es lo mejor de trabajar con niños Montessori?
El amor con el que realizan sus actividades. También la alegría de ver crecer a un individuo en un ambiente de libertad con responsabilidad y armonía.

¿Qué es importante fomentar en el niño?
Básicamente la independencia, la libre elección para que tome sus propias decisiones sobre las cosas que quiere hacer, ya que el interés es la fuerza del conocimiento. Ellos no están obligados a sentarse y escuchar una lección dada por el maestro sino que se dedican a actividades individuales o de grupo elegidas por ellos mismos. Hay que fomentar también periodos de atención prolongado y luego periodos de concentración. Una vez alcanzada esa concentración, el crecimiento interno comienza a experimentar esa satisfacción de haber realizado un trabajo por elección propia.

¿Qué opina sobre que nuestro modelo educativo esté basado en la memorización de contenido?
La memorización es parte del aprendizaje, pero no puede serlo todo. Montessori no está en contra de la memorización y el programa no puede hacerse a pesar de los niños. El programa se adapta al niño con lo cual tener al maestro y al programa como centro de la educación creo que lo estamos viendo, ya no está dando los resultados que debería dar.

¿Qué tipos de materiales emplean?
En este método pedagógico tienen importancia todos aquellos materiales creados para ayudar a los niños en su desarrollo. Los materiales Montessori están diseñados expresamente con un propósito inteligente y específico con el objetivo de realizar gradualmente ejercicios con mayor dificultad. Cada material está estrechamente relacionado con el concepto en cuestión y ordenados en cuanto a la complejidad de los propios conceptos que se introducen para construir el conocimiento de manera gradual.

¿Funciona el sistema educativo convencional?
Yo diría que el sistema educativo convencional en algún momento resultó revolucionario y tuvo que lidiar con situaciones sociales muy particulares. Ahora en este siglo XXI, diría que Montessori está dando las pautas de lo que la mayoría de las familias desearían tener. Hay muchísima gente que quiere cambio en la educación de su hijo.

¿Qué ofrecen a los padres interesados en este proyecto?
Ofrecemos una educación distinta, con mucho respeto a la naturaleza del niño. Una relación amorosa que hace que el niño trabaje con gusto y con el deseo de conocer. Y que alterna entre límites y libertades en función del alumno, ya que la libertad también implica responsabilidad.

¿Qué es lo que más llama la atención al entrar a una clase Montessori?
Lo que más llama la atención al entrar en un aula Montessori es el silencio que reina junto con la armonía que se percibe. Podrá encontrar alrededor de unos 20 niños realizando cualquier actividad junto a la guía que se limita a observarlos. En cada rincón se desarrolla una actividad distinta mientras los niños ríen y conversan. Los niños aprenden haciendo, tocando, oliendo y sintiendo.

¿Cómo podríamos llevar todo esto a casa?
Bueno, los padres de niños Montessori van aprendiendo en todo momento por sus propios hijos cómo funciona el método, ya que es el niño quien lleva el método a casa. Los mismos padres se vuelven muy interesados y partícipes de esta educación al ver el manejo del método de sus hijos en las casas. Es importante tener claro el triángulo casa-escuela-niño para dejar bien claro que uno no funcionaría bien sin el otro. Es igual de importante el trabajo de padres en casa como el de los guías en las aulas.

Y por último, ¿por qué Montessori?
Montessori ha demostrado durante 100 años y en 180 países distintos de todo el mundo que se adapta a la cultura de cada sitio. Que no existe imposición de idioma o religión. Se adapta y respeta al niño en la cultura a la que llega.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Tu servicio WhatsApp


Noticias Levante-EMV WhatsApp

Suscríbete

Toda la actualidad local de la Región de Murcia en tu teléfono. Descubre en qué consiste y cómo suscribirte a este nuevo servicio gratuito de alertas informativas por WhatsApp

 
Enlaces recomendados: Premios Cine