Enseñanza

Vuelve la 'Golondrina' a la UMU

La Universidad recupera el programa que permitía a descendientes de murcianos residentes en Sudamérica venir a estudiar

12.08.2015 | 12:12

La Universidad de Murcia (UMU) tiene entre sus objetivos fomentar sus relaciones exteriores y que sus alumnos salgan fuera, además de recibir extranjeros en sus instalaciones. Por ello el rector de la entidad docente, José Orihuela, se reunió ayer con la consejera de Presidencia, María Dolores Pagán, para tratar asuntos relacionados con la acción exterior de la institución. En el encuentro también estuvieron presentes Bernardo Cascales, vicerrector de Coordinación e Internacionalización, y Manuel Pleguezuelo, director general de Participación Ciudadana, Unión Europea y Acción Exterior.

Orihuela explicó que tras desaparecer durante el año pasado debido a la crisis, vuelve el programa Golondrina. Con esta iniciativa quieren que hijos de emigrantes murcianos en Sudamérica puedan venir a estudiar en la UMU. En el curso 2013/14, que fue la última vez que se llevó a cabo, 12 estudiantes argentinos pudieron aprovechar esa oportunidad. Ha explicado el rector que «es un programa de becas interesante y que pueden potenciar desde la consejería de Presidencia».

Otra iniciativa, que ya estuvo en los últimos tres cursos, y que seguirá vigente es la de embajadores de la Oficina Europea de Selección de Personal (EPSO). El programa del que forma parte la UMU elige a un representante, el año pasado hubo 6 en toda España, y se encarga de transmitir las opciones de trabajo en la Unión Europea (UE) al resto de la comunidad universitaria. Durante el curso pasado la elegida fue Miriam Campos, estudiante de Derecho y de Traducción e Interpretación. La propia universidad paga los gastos de un viaje a Bruselas para la formación de su embajador y junto a la comunidad se encargan de facilitarle los materiales necesarios para realizar su trabajo. El rector considera que «es bueno moverse y saber las opciones de trabajo que tenemos fuera, tanto de estudio como de trabajo».

José Orihuela también valoró dos aspectos importantes para la UMU en los últimos tiempos como es el de las prácticas de medicina y la financiación de la entidad educativa, en su comparecencia posterior a la reunión.

Con el tema de la docencia clínica se mostró esperanzado aunque aún queda camino por recorrer: «La cuestión va avanzando, se está estudiando el mapa que nos presentaron, en él simplemente indican los puestos y las vacantes, es un plano de oferta y demanda, que debe casar con las necesidades de la universidad pública. Todavía hay camino por andar, pero debe acabar de la manera adecuada», explicó.

Otro de los asuntos ha sido su financiación, con los problemas que ha tenido en los últimos meses y las reclamaciones del rector pidiendo mayor presupuesto. «He mostrado mi inquietud a la consejera de Presidencia por los Presupuestos Generales de 2016, que ya deben estar sobre la mesa de la Comunidad» comenta Orihuela. Sin embargo espera cierta flexibilidad desde el gobierno y que le permitan sentarse a negociar las cantidades definitivas de las que dispondrán: «La consejera de Educación, María Isabel Sánchez, se ha comprometido a convocar una reunión a principios de septiembre para que podamos comenzar a discutir sobre el plan de financiación».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Tu servicio WhatsApp


Noticias Levante-EMV WhatsApp

Suscríbete

Toda la actualidad local de la Región de Murcia en tu teléfono. Descubre en qué consiste y cómo suscribirte a este nuevo servicio gratuito de alertas informativas por WhatsApp

 
Enlaces recomendados: Premios Cine