Drogas

Una de 'Breaking Bad' a la murciana

La presunta historia de La Constancia S. L. guarda muchas similitudes con la franquicia ficcional Los Pollos Hermanos

11.09.2016 | 12:50

Una empresa modélica, reconocida por la comunidad –incluso literalmente– y dedicada de cara al público a la alimentación. No sabemos cómo Gus Fring, gerente de la exitosa cadena de restaurantes Los Pollos Hermanos, especiaba sus alitas en la galardonadísima serie de la AMC Breaking Bad, pero la historia de este narcotraficante de ficción bien sirve para entender la operación de la Policía Nacional que ha acabado por convertir a una empresa murciana, punta de lanza del comercio exterior en Latinoamérica, en el centro de un entramado de empresas y particulares que, presuntamente, proporcionaba la infraestructura necesaria para introducir cocaína en España.

Y es que La Constancia S. L., dedicada a la producción, envasado y comercialización de especias, con sede en Abanilla y más de diez años de asentamiento en Cuba, fue una de las empresas que, por su brillante trayectoria y representativa actividad –uno de sus puntos fuertes es la producción de pimentón, típicamente murciano–, fue elegida por la Comunidad para recibir una visita institucional en el país caribeño durante el pasado mes de mayo. Nada se sabía entonces de su supuesta relación con el narcotráfico, pero ahora, después de conocer la historia que han desvelado las autoridades, es imposible no recordar a aquella franquicia ficcional de pollo frito del sudoeste de los Estados Unidos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine