Agricultura

Un restaurante para aves en Caravaca

Más de 130 propietarios de cultivos recibirán ayudas por dejar sin recolectar parte de su cosecha y que puedan alimentarse de ella pájaros como la avutarda y el cernícalo

25.06.2016 | 04:00
Un restaurante para aves en Caravaca

Más de 130 propietarios de extensiones agrarias dedicadas al cereal, la gran mayoría ubicadas en la comarca del Noroeste, se están beneficiando de las ayudas dedicadas a la conservación de las aves esteparias protegidas. Se trata dejar un 10% de la cosecha sin recolectar con el fin de que se pueda garantizar la alimentación de razas como avutarda y el cernícalo, durante su época de anidamiento y posterior cría.

La directora general de Fondos Agrarios, Carmen García, visitaba varias fincas del término municipal de Caravaca de la Cruz, donde se está llevando a cabo este proyecto. García Frago explicó que se trata de una medida que esta dentro del Plan de Desarrollo Rural, «que tiene como objetivo proteger las aves esteparias –que según explicó- anidan en las estepas cerealistas», matizando que «con este proyecto se favorece la cría de estas aves, mediante el consumo de grano».

Esta ayuda, según explicó la directora General, beneficia económicamente a los propietarios de extensiones agrarias, cuyos terrenos han sido afectados por la sequía.

Para la Carmen García, quien estuvo acompañada del presidente de Coag en Caravaca, José Miguel Marín, estas ayudas van a suponer «un beneficio para la población de aves esteparias, pero también un apoyo al productor en situaciones de crisis, que va a ver compensadas esas perdidas por la sequía».

Más de 5,3 millones de euros
El importe total de las ayudas ascienden a 5,3 millones de euros a cinco años, «realmente para que tenga un efecto medioambiental el compromiso debe de ser a largo plazo», explicó Carmen García.

Entre los requisitos para acceder a estas ayudas está el mantener el índice de barbecho comarcal y no realizar tratamientos con herbicida en los barbechos, así como mantener la superficie de rastrojos sin levantar hasta el último día del mes de enero del año siguiente al de la cosecha y proteger los nidos de las aves esteparias frente a su posible destrucción por la ganadería, evitando el pastoreo durante tres meses al año sobre el 50% de la superficie de la explotación que se encuentre durante la época del compromiso ocupada por rastrojos o barbecho.

La prima de la subvención es de 90 ? por hectárea, aunque si no se pastorea en la totalidad de las parcelas de la explotación en abril, mayo y junio se incrementa la cantidad en 10 ?/ha.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine