Lorca

Los vigilantes del Rafael Méndez estarán 4 meses sin sueldo al quebrar la empresa

La firma Magasegur ha entrado en concurso de acreedores y no puede pagar a sus veinte trabajadores

11.03.2016 | 04:00

Los veinte empleados de seguridad privada que trabajan en el Hospital Rafael Méndez de la ciudad de Lorca van a estar, como mínimo, cuatro meses sin cobrar (y ya llevan dos), después de que su empresa, Magasegur, haya entrado en concurso de acreedores.

Así lo aseguró ayer José Antonio Carbonell, vicepresidente del colectivo Marea Negra, que vela por los trabajadores de seguridad privada en distintas instituciones. En este centro hospitalario, en concreto, «el trabajador que menos tiempo lleva, lleva 14 años».

Carbonell destacó que desde hace más de un año su asociación ha estado advirtiendo al Servicio Murciano de Salud (SMS) de que la situación de estos empleados estaba en la cuerda floja.

De Magasegur, remarcó que «no paga a sus trabajadores en tiempo y forma». No obstante, José Antonio Carbonell dejó claro que los veinte empleados «no se van a la calle», pese a que «no van a recibir el sueldo, van a estar cuatro meses trabajando gratis».

Auguró que Magasegur «se va a declarar insolvente», por lo que a sus empleados «les va a tener que pagar el Fogasa», Fondo de Garantía Salarial que depende del ministerio de Economía. Esto implica, según Carbonell, que los trabajadores puede que tarden más de cuatro meses en cobrar.

Asimismo, desde Marea Negra denuncian «la pasividad de la Administración» a la hora de solucionar este conflicto. Ahora ha de convocarse un nuevo concurso. La empresa a la que se otorgue el servicio será, dice Carbonell, la que se haga cargo del salario de estos veinte trabajadores.

El PSOE de Lorca, por su parte, también pedía ayer al SMS que tomase «cartas en el asunto». Es más, la edil socialista Marisol Sánchez relató que la misma Magasegur es la adjudicataria del servicio de vigilancia y seguridad privada de las oficinas del Servicio Regional de Empleo y Formación (SEF), y que a ella le consta que la situación de los empleados es la misma que la del hospital.

Fuentes de la consejería de Sanidad aseguraron que ayer mismo mantuvieron una reunión con responsables de Magasegur, la cual «tiene embargados sus ingresos por Hacienda» y, por tanto, no puede pagar a sus trabajadores. Desde Sanidad, no obstante, afirmaron que la empresa «ha accedido a ceder el contrato» y que otra compañía asuma el servicio.

«El SMS pretende mantener a los mismos trabajadores y que les pague la nueva empresa», detallan desde la Consejería de Encarna Guillén, al tiempo que admitieron que «ya hubo problemas» con Magasegur hace tiempo, «pero teníamos contratos con ellos».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine