Patrimonio

El Museo Sefardí de Toledo se 'enriquece' con piezas de la judería del castillo de Lorca

El Ayuntamiento les ha cedido una yesería y una lámpara medieval de vidrio única que hasta ahora solo se conocía a través de manuscritos

17.02.2016 | 04:00
El alcalde de Lorca se desplazó al Museo de Toledo para presentar las piezas.

El Museo Sefardí se ha actualizado con las últimas investigaciones sobre la Judería y los cementerios de Toledo y con hallazgos arqueológicos en varias ciudades, en particular Lorca, que ha cedido una yesería y una lámpara medieval de vidrio que hasta ahora solo se conocía a través de manuscritos. El delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, José Julián Gregorio, y el alcalde de Lorca, Francisco Jodar, visitaron ayer la remodelada Sala III del Museo Sefardí, dedicada a nuevos hallazgos arqueológicos en sinagogas y juderías españolas.

Desde ahora las vitrinas de esta Sala recogen información sobre el espacio urbanístico de la Judería de Toledo y, por otra parte, presentan hallazgos arqueológicos en Sevilla, Segovia, Molina de Aragón y Besalú (Girona) además de Lorca, que ha prestado dos piezas, un trozo de yesería y una lámpara de vidrio.

Con los más de 3.500 fragmentos de vidrio que se encontraron en las excavaciones arqueológicas llevadas a cabo en la ciudad a partir del año 2003, para construir el Parador de Turismo, se reconstruyeron una veintena de lámparas de vidrio, ha explicado el alcalde de Lorca. «Son lámparas medievales judías únicas en el mundo. No hay, datadas de aquella época, lámparas; que son sagradas en el mundo judío. Las únicas que existen son las de Lorca, y una de ellas está en Toledo», dijo.

Jodar ha recordado que en los pocos años transcurridos desde las excavaciones de Lorca, varios hallazgos ya han acudido a exposiciones en ciudades como Córdoba, Ávila y Madrid, y también han viajado al Museo del Louvre de París.

Por un «capricho» de la historia, indicó, los judíos, moriscos y cristianos se marcharon del castillo en el que vivían para escoger la vega, una zona más cómoda; y desde ese momento nadie subió al castillo ni a la Judería por miedo a la Inquisición, por lo que «el tiempo fue sepultando» la Judería que ahora ha aparecido. El alcalde señaló que Lorca quiere dar a conocer su legado judío a toda España y a todo el mundo, y agradecía que el Museo Sefardí brinde la posibilidad de acoger las piezas porque «es un privilegio» que piezas de la Judería de Lorca estén en un lugar tan emblemático como Toledo.

Por su parte, el delegado del Gobierno agradeció a Lorca su contribución a la ciudad de las tres culturas y señaló que la Sinagoga del Tránsito, o de Samuel ha-leví, está considerada como «paradigma» de las sinagogas en todo el mundo.

Asimismo, la conservadora Ana Carmen Lavín subrayó que las piezas cedidas por Lorca han salido de uno de los hallazgos «más interesantes» de los últimos años dentro del mundo judío, y, de hecho, indicó que el estudio de la Judería de Lorca va a ser «un hito» en el estudio del mundo hebreo en España.

Por su parte, la conservadora del Museo Sefardí Carmen Álvarez Nogales precisó que Lorca es de las pocas Juderías españolas que ha conservado piezas materiales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine