Entrevista. 30 de Julio de 2006
HEMEROTECA

Navarro: "Me he sentido arrastrado por la polémica urbanística"

LA OPINIÓN rescata la entrevista al exalcalde de Lorca publicada el 30 de julio de 2006, días después de su dimisión

20.01.2016 | 09:47
Miguel Navarro durante su entrevista para La Opinión en julio de 2006

Miguel Navarro, uno de los políticos históricos de la Regiónn, se despedirá mañana de la alcaldía de Lorca tras permanecer 14 años en el cargo. Asegura que seguirá dando guerra como diputado regional del PSOE y expresa en esta entrevista sus sensaciones en sus últimos días como alcalde. Sin pelos en la lengua, Navarro habla de las difíciles relaciones con su partido y da sus opiniones más sinceras sobre la política regional.

¿Qué tal se lo ha tomado su familia?
Bien, sobre todo mis hijos. A veces he tenido la sensación de haber sido un tapón para ellos. Yo tengo hijas que han podido optar a una vivienda joven en Lorca y ni se les ha ocurrido presentarse porque yo soy alcalde. La familia ha influido en mi decisión de no presentarme.

¿Cuando tomó la decisión de abandonar la alcaldía??
Yo tenía claro que no iba a repetir como candidato del PSOE desde las últimas elecciones. Los mandatos hay que alargarlos, porque cuatro años son insuficientes, pero también limitarlos, a ocho años como máximo. Tenía claro que no iba a repetir y lo sabían los de mi entorno, fundamentalmente los miembros del equipo de Gobierno. Yo quisedimitir en enero de este año, dejar el testigo y el relevo a Leoncio, pero aquello se torció y no pudo ser por problemas en el grupo. La decisión se ha ido ma- durando y ha sido consensuada con la ejecutiva regional del partido.

¿Saura le ha invitado a irse?
Nunca. Ni la dirección federal ni la regional me han dicho que me fuera. Es más, Pedro Saura me dijo que si decidía presentarme otra vez iba a tener el apoyo incondicional del partido.

¿Pero han influido en su decisión de irse las discrepancias con su partido en el tema del desarrollo urbanístico y el agua?
Claro que influyen. Hay discrepancias con la ejecutiva en cuanto al modelo de desarrollo urbanístico y yo no las puedo entender, porque el modelo de Lorca es un modelo planificado, que responde al programa electoral, que se está llevando a cabo con absoluta transparencia y donde no hay irregularidades. Me he sentido arrastrado por una polémica urbanística que surge a nivel regional y que en Lorca no tenía por qué darse.

¿Cree que tras la aprobación del plan de Polaris en Alhama cambiará de postura el partido con respecto a Lorca??
Si es que cuando la ejecutiva regional habla de las infraestructuras, no dice que Lorca tiene tres planes de infraestructuras para que los promotores de desarrollos urbanísticos se encarguen de pagar las infraestructuras, que están asumidas por ellos. Lorca tiene un proyecto de diversificación económica y uno de sus puntos es el residencial turístico, porque vivimos en una tierra en la que hay mucho sol y eso no se puede olvidar. En Lorca sí se comprende el modelo de desarrollo y está muy aceptado.

¿Cree que su sucesor en la alcaldía, Leoncio Collado, frenará los convenios urbanísticos que usted ha firmado?
Leoncio Collado ha estado integrado en el equipo de Gobierno desde 1999 y el modelo de desarrollo urbanístico de Lorca no es obra de una sola persona. Él ha participado en el diseño del modelo de diversificación económica. Nuestra única discrepancia fue en la explotación del Luchena, que ya está superada. De todas formas, ahora se abre una nueva etapa y yo no tengo que pronunciarme. Tengo que estar a las órdenes y a la disposición de Leoncio. Cuando se me re- quiera, le ayudaré. Cuando no, me quedaré en mi casa.

¿Qué consejos le da a Collado?
No soy hombre de consejos, ni muchísimo menos. Pero le recomiendo sobre todo que escuche a los ciudadanos, que dialogue con la gente. Creo sinceramente que Leoncio Collado es en este momento el hombre más preparado para asumir la alcaldía de Lorca.

¿Qué puede aportar Miguel Navarro a partir de ahora?
Experiencia y pragmatismo. Soy diputado regional y ya me he puesto a disposición de la portavoz del Grupo Parlamentario, Teresa Rosique, para participar más en la Asamblea Regional.

¿Quién le ha impresionado especialmente durante todos estos años en la política?
Mucha gente, porque yo sólo envidio la inteligencia y la política me ha permitido conocer a mucha gente inteligente. Una persona a la que admiro profundamente es a Felipe González. Fue una providencia para España en un momento determinado. En Lorca y en la Región de Murcia hay mucha gente inteligente. No puedo citar a personas porque la lista sería interminable.

¿Qué opinión se lleva de Ramón Luis Valcárcel??
Ramón Luis es una persona inteligente, un hombre que está volcado en su trabajo para sacar adelante esta comunidad autónoma, pese a que no comparto al- gunas de sus actuaciones políticas que responden a un concepto de derechas.

¿Y qué le ha decepcionado?
Aquellos elementos que sólo van a perturbar, que no dan la cara, que pertenecen a partidos políticos y no van por sus órganos, que están continuamente por el descrédito. Esa gente me parece deleznable.

Se fueron Felipe González, José Bono, Francisco Vázquez y ahora usted. ¿Por qué abandonan tantos socialistas históricos?
Quizás porque somos viejos y hemos luchado ya durante muchos años. Hay conceptos que para nosotros no son cambiables. Eso es lo que le pasa a González, Bono, Ibarra, Vázquez. En este país se han abierto una serie de melones que hay que cerrar y el modelo territorial en España no se va a terminar de definir nunca. Eso no es bueno. La constitución de 1978 establece en el Estado de las Autonomías pero el nacionalismo nunca termina, y siempre quiere más, más y más. Y ese más es más autonomía y, al final, ¿qué queda del Estado?, ¿vamos a ser un Estado escuálido? Eso no lo entendemos.

¿Entiende usted a Zapatero?
Para comprender la política nacional hay que estar en la pomada y yo no estoy en ella. Al presidente del Gobierno hay que desearle suerte porque si él la tiene la vamos a tener todos los españoles. Hay retos por delante, como la apertura del diálogo con ETA, que es algo que nunca se puede rechazar, y Rodríguez Zapatero tiene que aprovechar esta oportunidad para la paz.

¿Le dolió que un presidente so- cialista derogara el trasvase??
Sí, pero Zapatero no engañó a nadie porque lo llevaba en su programa electoral. Ahora Narbona dice que se estudiarán aportaciones desde otras cuencas a la Región de Murcia, por lo que vuelvo a tener confluencia de discurso con el partido con respecto al tema del agua.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine