Suzuki Intruder C, custom a lo grande

Una Custom ha de ser impresionante, tanto para el que la conduce, como para el que la ve u oye pasar... y esto es lo que consigue, sobradamente, esta inmensa, poderosa y negra Suzuki

17.11.2015 | 15:18
Suzuki Intruder C, custom a lo grande

Cuando los chicos de Motos Marín (concesionario oficial Suzuki en Murcia) nos propusieron probar la Intruder C 1.500 T no dudamos en aceptar de inmediato. Y es que, desde cualquier ángulo o postura es una moto impresionante.

Mover en parado un monstruo de 363 kg. con una gigantesca rueda trasera (200/60/16) y el aspecto de esta ´negrisíma´ Intruder puede parecer una tarea titánica, sin embargo, fue lo fácil que nos resultó lo que empezó a cautivarnos. Lo equilibrado y bien repartido del peso, su ancho y cómodo manillar, lo bajo de su asiento (720 mm.) o su correcto radio de giro, pese a su generosa longitud (2.570 mm.), son los responsables de que se mueva muy bien tanto en parado como a baja velocidad. También contribuye su suavidad. Todo es suave y progresivo en esta Intruder, desde su motor, al embrague, pasando por el cambio o los frenos.

El motor es un bestial bicilíndrico en V a 54º, con 1.462 c.c. y refrigeración líquida, dotado de inyección electrónica con doble mariposa y embrague asistido con sistema antibloqueo. No resulta muy potente (unos 80 CV) pero su extraordinario par y su larguísima relación de cambio, le autorizan un sonido impresionante y una capacidad de estirada casi infinito. El cambio de 5 velocidades (le bastaría con 3) y la transmisión secundaria por cardan, completan un conjunto que se apoya en una horquilla delantera invertida y un monoamortiguador trasero con bieletas.

Su enorme pantalla delantera y sus bien integradas y sólidas maletas (con 24,5 y 26 litros de capacidad), las amplias y cómodas plataformas reposapiés y un asiento tan cómodo como un sofá, confieren un extraordinario confort a una custom que no le hace ascos a largos viajes, solo o en compañía.
Como decíamos al principio, todo es impresionante en esta Suzuki, desde su estampa, al sonido de su motor, pasando por su confort y suavidad.

No esperábamos que fuese ni tan sencilla de manejar ni tan ágil (para su tamaño y peso), como tampoco esperábamos que, gracias al descuento de 2.500 euros de su promoción, esta Suzuki se venda por 10.999 euros, poco precio para tanta moto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Enlaces recomendados: Premios Cine