PRESENTACIÓN

Toyota Avensis, calidad y vanguardismo

Adopta el nuevo código visual de la marca y mejora el equipamiento manteniendo su interesante precio

29.09.2015 | 14:15
Toyota Avensis, calidad y vanguardismo

Toma de contacto

  • En nuestra toma de contacto pudimos comprobar que su agresiva estética luce bien en un coche de generoso tamaño, cuya amplitud interior resulta destacable. El habitáculo es acogedor, sin descuidar las plazas traseras, y el maletero da sensación de calidad y robustez. El 2.0 diésel de 143CV mueve con soltura un vehículo de 4,75 metros de largo y cierto peso. Además ahorra en el consumo (4,5 litros de media). Por otro lado, el gasolina combinado con el cambio automático se mostró silencioso y suave. Fácil de conducir, la caja mejora mucho -no parece un CVT (variador continuo)- y el motor tiene buenos bajos y estira bien. Si en ciudad resulta más ágil de lo que su tamaño haría pensar, es en carreteras abiertas y autopistas donde se encuentra en su salsa. De todos modos, con cualquier mecánica devora kilómetros con poca fatiga para el conductor y su nueva suspensión, más suave, se endurece en su último tramo para ofrecer un agarre excelente que transmite mucha seguridad a

Toyota completa la renovación de su gama con el nuevo Avensis, que adopta el nuevo lenguaje estético de la firma japonesa, incorpora los últimos avances tecnológicos y, manteniendo su conocida fiabilidad, ofrece el mejor coste de pertenencia del mercado en su segmento.
Con más de 110.000 unidades vendidas en nuestro país, el Avensis es un actor importante dentro de uno de los segmentos más castigados por la crisis, de hecho, baja desde el 8 % al actual 4 % del mercado, donde se espera que se mantenga estable.

Siempre ha sido muy apreciado como coche de empresa (flotas y renting suponen el 60 % de las ventas de este segmento en España) y su carrocería familiar SW copaba el 38 % de las matriculaciones. Ahora, y gracias a su nuevo planteamiento, donde se ha mejorado el diseño, el equipamiento y su dinámica se ha orientado aún más hacia el confort y la eficiencia, Toyota aspira a vender 3.000 Avensis al año en nuestro país, un 60 % de ellos con carrocería SW, presumiendo de su relación precio/producto/calidad con un coste de adquisición que arranca en los 21.740 euros (22.990 euros en caso del familiar) y que llega a los 30.000 euros. Está disponible con motores de gasolina y diésel y la posibilidad de escoger entre carrocerías berlina y familiar, además de tres niveles de acabado que se completan con interesantes "packs".

En lo mecánico, el nuevo Avensis estructura su gama en un propulsor de gasolina de 147 CV, procedentes de un bloque de 1,8 litros de cilindrada, y dos de gasóleo de 112 y 143 CV, sacados de motores de 1,6 l. y 2,0 l. respectivamente. Las cajas de cambios son en todos los casos manuales de seis marchas y en opción el gasolina se puede conseguir con una automática de variador continuo con un sobreprecio de unos 1.500 euros. Los consumos disminuyen parejos a la carga tecnológica del nuevo vehículo, así homologa unos combinados de 6 litros en el gasolina y 4,2 y 4,5 litros en los diésel. El automático sube una décima hasta los 6,1 litros.

Los 4,75 metros de longitud deparan un habitáculo desahogado en todas las cotas, poniendo el acento en las plazas traseras, donde el espacio para las piernas y la anchura son los protagonistas. Hay que tener en cuenta que la versión familiar tiene un poco más de altura en la fila trasera, y también más maletero con sus 543 litros. El Avensis Sedán dispone de 510 litros. Delante el salpicadero presenta un aspecto más sofisticado, los materiales mejoran su tacto y se puede incluir más equipamiento. El cuadro de mandos proporciona más información gracias a una pantalla entre los dos relojes, que se complementa con otra pantalla táctil de 8" en la zona más visible del salpicadero, en la que aparecen los datos de navegación, infoentretenimiento y conectividad.

Hay tres niveles de acabado: ´Business´, ´Advance´ y ´ Executive´. Desde el acabado de acceso, el Avensis incorpora elementos como el manos libres Bluetooth, el programador de velocidad, o el aire acondicionado. El siguiente escalón suma a lo anterior retrovisores eléctricos, sistema multimedia con cámara de visión trasera como asistente al aparcamientos, clima doble y el ´Toyota Safety Sense´ (un conjunto de sistemas que aumentan la seguridad, como la frenada autónoma ante una colisión, la alerta por cambio involuntario de carril o el reconocimiento de señales). El nivel más alto completa el modelo con llantas de 18", cuero en asientos con ajustes eléctricos en los delanteros

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Enlaces recomendados: Premios Cine