Una tarde inolvidable

Eli, uno de los grandes protagonistas en el ascenso a Primera, afirma que tras superar dos años llenos de lesiones ha conseguido hacer realidad su sueño Javi Matía, que no renuncia nunca a retirarse, añade que es uno de los días más importantes de su carrera

10.04.2016 | 12:33
Una tarde inolvidable

Para jugadores, técnicos y aficionados, la de ayer es una tarde mágica, una de esas jornadas que pasan a la historia deportiva de una ciudad, un club y una grada por lo que se ha vivido y, sobre todo, por el desenlace feliz que tuvo. Así lo reflejaron los propios protagonistas al acabar el encuentro frente al Melilla, cuando ya sabían que el ascenso era un hecho, que nadie les podía quitar ese logro saltaron de júbilo.

Javi Matía fue uno de los jugadores más vitoreados. Manteado por sus compañeros y espoleado por el público con las palabras de 'Eterno capitán', aquellas que siempre le acompañan en cada partido.

Esta temporada puede no ser la definitiva para el veterano jugador de 42 años, una continuidad que dejó ayer en el aire tras el ascenso a Primera del Plásticos Romero Cartagena. «Mis hijas me aprietan para que siga, pero ya veremos», dijo al respecto.

La semana previa al encuentro frente al Melilla fue «muy jodida», según Matía, con la derrota ante el Hércules (2-9) aún reciente. «En el descanso, con el 1-3, les dije a los demás que tenían que ganar por mí, que seguramente era mi último partido. Lo han hecho por mí y lo han conseguido. Son un superequipazo. Hoy [ayer] es un gran día para mí, no sé lo que va a pasar sobre mi futuro, esto es la hostia. Le dedico el ascenso a mi familia. Éste, con el nacimiento de mis hijas, ha sido uno de los días más importantes de mi carrera».

Eli, el gran protagonista en la jornada de ayer, explicaba al terminar el encuentro que fue una tarde mágica: «El equipo ha aparecido en el segundo tiempo porque nos hemos puesto las pilas. Es verdad que ellos estaban más cansados, pero en la primera parte han llegado tres veces y nos han hecho tres goles. Su portero se ha hinchado a parar goles en la segunda parte, pero hemos logrado darle la vuelta».

Esgrimía, por otro lado, el futbolista que esta jornada es la más importante de su carrera como jugador. «Es un partido soñado, anotar cuatro goles y conseguir el ascenso. He tenido dos años muy malos con las lesiones, e incluso estuve a punto de dejarlo, pero mira cómo ha acabado todo al final».

Dice el jugador del Plásticos que han intentado llevar la semana sin presión «sabíamos que el sábado pasado fue un fallo, que el Hércules nos pasó por encima y no podíamos darle más vueltas. Esta semana les ha podido la presión y ElPozo les ganó», añade.

Respecto del encuentro y lo que costó superar al rival Melilla añadía que «en el descanso hemos dicho que esto había que sacarlo adelante como fuera y hemos salido enchufados».

Guillamón: «Fuimos a por todas»

Juan Carlos Guillamón andaba muy preocupado tras ver cómo había transcurrido la primera parte, pero todo cambió tras pasar por vestuarios.

«Ellos lo hicieron muy bien. El portero, Mendiola, tuvo paradas determinantes. Éramos conscientes de que solo nos quedaban 20 minutos. Fuimos a por todas, conscientes también de que ellos iban a notar el cansancio de la primera parte. La profundidad del banquillo ha decantado la balanza a nuestro lado», comentó Guillamón.

Otras claves que propiciaron la remontada fueron los dos goles de Elián en un minuto. «Empatamos y nos metimos de nuevo muy rápido en el partido. Sabíamos que Eli podía hacer mucho daño y ha metido cuatro goles; ha sido determinante». Tras el descanso «nos hemos desatado, hemos liberado toda la angustia que teníamos dentro», aseguró Guillamón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine