Fútbol
Real Jaén00FC Cartagena
 

El empate se hace un hábito para el FC Cartagena

El FC Cartagena vuelve a firmar tablas en el marcador por cuarta vez en cinco jornadas, aunque destaca frente al Real Jaén por su ofensividad, a la vez que refleja una grave falta de acierto - Los albinegros se sitúan a seis puntos del descenso directo

08.03.2016 | 11:49
El guardameta Limones atrapa el balón tras la llegada de un jugador del equipo jienense.

Una vez más, las sensaciones que dejó este Cartagena de Monteagudo volvieron a ser agradables. En La Victoria jugó ayer con intensidad y dispuso de numerosas ocasiones para llevarse el partido. Una vez más, también faltó el acierto de cara al gol, acentuado con el mano a mano que desechó Menudo delante de Felipe Ramos. Por posesión y ocasiones, el Cartagena mereció un mayor premio; se colgó el bronce pudiéndose llevar el oro a casa.

El punto no contentó a ninguno de los dos equipos. Mientras que los albinegros pierden una semana más la oportunidad de meterse en la Copa del Rey, los jienenses, a once puntos de la fase por el ascenso, también quedan en tierra de nadie. La del Cartagena fue la historia de toda la temporada: jugó bien, incluso agradó por momentos, y recibió los halagos del entrenador Gonzalo Arconada al término del partido. «Nos lo han puesto muy difícil, han demostrado ser un buen equipo».

Le faltó gol al equipo visitante. Como antídoto a ese mal, el técnico Alberto Monteagudo alineó de inició al uruguayo Federico Laens, tal y como se venía anunciando por tierras cartageneras durante toda la semana. Como Sergio García se quedó en casa por lesión, Menudo y Cristo formaron en las alas y Chus Hevia en la media punta. En el centro del campo, la ausencia de Sergio Jiménez por sanción la cubrió Gonzalo Verdú, mientras que Rivero completó la primera parte.

Así las cosas, desde un principio quiso el cuadro visitante marcar la línea a seguir durante los noventa minutos, estos es, posesión de balón, intensidad y acercamientos al área. Los extremos Menudo y Cristo fueron los encargados de llevar el protagonismo durante los primeros compases, e incluso el futbolista sevillano probó a Felipe Ramos con uno de los primeros disparos del encuentro. Un Real Jaén sorprendido por el temporal visitante tan solo pudo intentar sorprender a la contra. Tal vez también por la ausencia de su máximo goleador, Hugo Díaz, con una fractura de radio en el brazo derecho, echó de menos mayor peso ofensivo.

Minutos después, un cabezazo de Chus Hevia sumó un nuevo acercamiento más a la lista del Cartagena. No fue hasta el borde del descanso cuando despertaron los de Arconada, en parte por la bocanada de aire fresco que supuso la entrada de Óscar Quesada (Pablo Ortiz se marchó lesionado a la media hora). Los jienenses encontraron sus mejores sensaciones en ese tramo: Santi Villa disparó de falta; Álex Cruz exigió la estirada a Limones y el propio Quesada cabeceó un saque de esquina que se marchó por muy poco.

La mejor ocasión, de Menudo

Ya en el segundo acto sí hubo más igualdad, sobre todo gracias al Real Jaén: los locales subieron el nivel de intensidad y se asomaron por el campo rival como nunca antes. No obstante, Juan Carlos Menudo protagonizó la ocasión más clara del partido al plantarse delante de Felipe Ramos. Para sorpresa de los aficionados, la jugada finalmente terminó con el balón fuera de la red. El sevillano fue uno de los jugadores más participativos en el conjunto albinegro.

Antes, Laens avisó con un remate de cabeza, que sin embargo no conectó con la portería. En el minuto 62, coincidiendo con la entrada de Bardanca, el Real Jaén entró más en contacto con la pelota. En cuanto a las sustituciones visitantes, Gonzalo Verdú, entre algodones durante toda la semana, también dejó su sitio al brasileño Gladestony para reforzar el centro del campo

Como ya sucediera en la primera parte, en el minuto 84 apareció Óscar Quesada para dar el último aviso del partido con un nuevo remate de cabeza, también a través de un saque de esquina, que estuvo cerca de ver portería. Si los de Arconada se van alejando del ascenso con el pinchazo de ayer y la victoria del cuarto clasificado, el Sevilla Atlético (a once puntos de distancia), el grupo de Monteagudo acumula un balance de cuatro empates y una victoria desde la llegada del entrenador al banquillo del Cartagena, en mitad de la tabla y 6 puntos por encima del peligro de la promoción por el descenso.

Este próximo domingo el FC Cartagena se enfrenta en la jornada vigésimo novena a un Recreativo de Huelva que camina con paso dubitativo por la categoría. Los onubenses, que ayer empataban frente al colista, se encuentran situados en la posición de fase por la permanencia. Un triunfo ante los andaluces ayudaría a dar un salto cuantitativo hacia la permanencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine