Verano

Deslumbrantes mesas veraniegas

Las flores, la porcelana de Delft y los platos de cartón triunfan en los tableros de uso exterior Las piezas de vajilla deben guardar coherencia estética

10.07.2016 | 10:49
Arriba, tablero con mantel en Vichy amarillo y piezas de cristal. A la derecha, jarrón de Delft con un gran bouquet.

Flores naturales, helechos, viejas piezas de porcelana, cristal, algodones estampados, rayas estilo linge basque, elementos de hierro forjado e incluso algún detalle en plata. Todo vale con tal de conseguir una mesa veraniega deslumbrante, de ésas que aparecen en las revistas y que en la mayor parte de los casos son el fruto de una exhaustiva preparación aparentemente descuidada.

Mezclar diferentes elementos es uno de los factores clave para conseguir ese efecto de elegancia improvisada. Utilizar piezas de diferentes vajillas queda muy bien, siempre que se guarde una cierta línea estética, sin que el tablero parezca una exposición de restos del pasado carentes de toda gracia.

Combinar bien los colores es importante, tanto con los manteles como con los platos y los vasos. Los servicios de mesa de usar y tirar son útiles pero muy peligrosos. Si se opta por esa posibilidad es necesario elegirlos muy bien para descartar el riesgo de que la mesa parezca precisamente de «usar y tirar». En caso de escoger platos de cartón –y lo cierto es que los hay con diseños espectaculares–, lo ideal es colocar un mantel de algodón y a ser posible una buena pieza de porcelana –las de Delft azules y blancas son estupendas– para adornar y a la vez dar cierta prestancia al decorado.

Las piezas de loza blanca siempre son un acierto, así como los manteles de lino crudo, que en toda su sencillez aportan un punto de sofisticación. También está muy de moda el empleo de manteles individuales. Como norma general conviene usarlos sólo si el sobre de la mesa es digno de ser mostrado; de lo contrario, mejor tapado con una buena tela.

Para la noche, las velas y las frutas perfumadas resultan exquisitamente chic. Además, las llamas también ahuyentan a los insectos, un detalle importante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine