Agua de mi aljibe

Cartagena era un fiesta

07.06.2016 | 04:00
Cartagena era un fiesta

Me he acordado del libro de Hemingway que se publicó el año en el que nací, aquél en que escribió: «He nacido para disfrutar la vida, pero Dios se olvidó de darme dinero suficiente». En realidad, pese a que nunca sacamos los pies del plato, como dice mi señora, sé que en el mundo en el que vivimos soy un privilegiado. Siempre digo «qué le voy a hacer si yo nací a este lado del Mediterráneo» porque si naces al otro, en lugar de bañarte en el paraíso, echarte al Mare Nostrum es como tirarte al pozo.

Es verdad que nos estamos cargando el planeta, que no tenemos conciencia de hermandad con el resto del género humano y que lo estamos convirtiendo todo en un vertedero, como el Mar Menor, donde los caballitos de mar exhalan su último aliento como el caballo del Guernica de Picasso y los molinos de viento se desmoronan como La Nada lo arrasaba todo en La Historia Interminable. Grandes civilizaciones y grandes imperios han caído. No sabemos lo que nos queda en el convento, por eso, en lugar de dedicamos a dejarlo todo perdido, más nos valía cuidar lo que nos legaron y dejar el entorno como si fuésemos a recibir visita en el momento más insospechado. Pese a todo, la esperanza nunca se pierde y, aunque no tengamos dinero para huir en crucero, siempre tenemos la posibilidad de pasear por el puerto de Cartagena, viendo los barcos venir. Sin dinero uno puede escribir hermosas líneas, como el gran Ernesto, recordando melancólicamente la juventud que se nos va, pero también podemos atisbar el futuro que parece cambiar en la, algún día, trimilenaria.

No necesitamos demasiado presupuesto para ser felices. Es una frase hecha, pero se puede disfrutar de las cosas pequeñas y de las maravillas de nuestro entorno. Se puede viajar en el espacio y en el tiempo paseando por Calblanque, haciendo senderismo por nuestras montañas, por la sierra Minera o por la zona rural. También me gusta venir a la ciudad y aparcar siempre por la Muralla, que es algo así como prepararte para el asalto, si vienes desde el campo y, sobre todo, es la mejor manera de empezar viendo el mar. Después ya uno puede adentrarse por el centro histórico, romano y modernista.

Este finde Cartagena bullía. Acabamos de salir del Mucho Más Mayo, con las calles llenas de música y arte desparramado, pero la alegría no ha terminado. La ciudad parece ansiosa de eventos que recibe como agua de mayo. El viernes, en torno a la exposición 'La luz, El Eco' de ArtNostrum, se celebró en el Muram, con la denominación de 'Cartagena Puerto Arte', un exitoso encuentro cultural con pintores, fotógrafos, poetas, música y danza, interactuando todos en directo. Cuando mi compañero Álvaro Peña me invitó a incorporarme al proyecto no me imaginaba que el resultado iba a ser entrañable, enriquecedor e inolvidable, algo así como el 'Parnaso soñado', sin duda, una semilla para futuras ediciones que seguro vendrán.

El sábado también disfruté de lo lindo impartiendo un taller de pintura con tintas en el museo y el domingo volví a la ciudad deseada. No se podía aparcar en la muralla porque toda la zona estaba cortada a los coches y abierta a la gente y a varios eventos multitudinarios. Cartagena Sabor con 24 expositores de importantes restaurantes, ofrecía gastronomía típica, tapas, cocina internacional y sin faltar el asiático ni el vino de la tierra de Bodegas Serrano. Una iniciativa parecida a una ruta de la tapa pero con todos los establecimientos juntos y con música en directo y atracciones de ocio infantil.

Mientras tanto, 50 embarcaciones navegaban majestuosas por el puerto, en una competición organizada por el Club de Regatas. Al mismo tiempo,se celebraba el XI Sertri, con la participación de 600 atletas de todas las categorías que hicieron 750 metros a nado, 20 kilómeros en bici y cinco corriendo, prueba que era vitoreada por un millar de asistentes. El Batel, que la noche antes había acogido un maravilloso espectáculo de zarzuela en directo, dirigido por el gran Pepe Ros, estaba rodeado de una inmensa cola de adolescentes para ver a su ídolo Auronplay, un youtuber catalán de moda con más de 3 millones de seguidores y 4 millones de reproducciones de sus grabaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Tu servicio WhatsApp


Noticias Levante-EMV WhatsApp

Suscríbete

Toda la actualidad local de la Región de Murcia en tu teléfono. Descubre en qué consiste y cómo suscribirte a este nuevo servicio gratuito de alertas informativas por WhatsApp

 

Especial

 

Carthagineses y Romanos

No te pierdas toda la información de las fiestas de Cartagena que rememoran la historia de la ciudad

Flamenco

Festival Internacional del Cante de las Minas

Festival Internacional del Cante de las Minas

Toda la información del Festival Internacional del Cante de las Minas, un punto de encuentro para todos los amantes del flamenco

 
Enlaces recomendados: Premios Cine