Blog 
Raíces y alas
RSS - Blog de ANTONIO BALSALOBRE MARTÍNEZ

El autor

Blog Raíces y alas - ANTONIO BALSALOBRE MARTÍNEZ

ANTONIO BALSALOBRE MARTÍNEZ

Miembro del Colectivo de Estudios Locales Trascieza, perteneciente al Club Atalaya-Ateneo de la Villa de Cieza, colabora activamente en las publicaciones que edita esta asociación. Participa, además, en el periódico digital LAtalaya. "Columnista de la La Opinión de Murcia”.

Sobre este blog de Murcia

Este blog se ocupa principalmente de temas de actualidad. Sin embargo, haciendo buena la máxima de que nada humano nos es ajeno, hablaremos un poco de todo: de lo humano, de lo divino, de nuestro entorno más cercano, de tierras lejanas, de hechos que se pierden en el tiempo, de nosotros, de los demá...


Archivo

  • 24
    Diciembre
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Murcia

    La Variante de Camarillas: el último desvarío del PP

     

    José Luis Vergara no se cree que el gobierno vaya a terminar en el plazo previsto la variante de Camarillas. No es el único. En realidad, en Cieza, no se lo cree nadie. Ni el grupo centrista independiente al que pertenece este concejal, ni IU, ni el PSOE… El que menos, desde luego, el propio PP, que es el que se saca de la chistera esta propuesta cada vez que se huele a elecciones. Después de tantas promesas incumplidas, de tanta propaganda electoral gratuita y engañosa, no queda nadie tan ingenuo, es verdad, que se trague este “embolao”. La tomadura de pelo es, además, por partida doble. Primero, porque se anuncia la futura inversión unos días antes de las elecciones y luego porque se aplaza hasta dentro de dos años la aprobación del 95 % de la misma.

    Así que “la espera se retrasa” una vez más. Vergara, que es el concejal ciezano que probablemente más se haya interesado por la terminación de este proyecto, lo tiene claro. “Nos encontramos ante una dilación inexplicable y un jarro de agua fría sobre las imperiosas necesidades que en tren y agua venimos exigiendo desde 2012 en esta comarca y en toda la mitad norte de la región”, ha sentenciado, haciendo uso de su habitual retórica florida y convincente. Y lleva toda la razón. Porque mientras en el otro extremo de la región el gobierno de Sánchez anda empantanado con el asunto del AVE, en éste seguimos teniendo una vía férrea decimonónica.

    Y todo por el abandono a que ha sometido el gobierno regional la vía tradicional Murcia-Madrid, que pasa por Cieza, para privilegiar la del AVE, que pasa por Alicante. Conviene recordar que si se culminara este proyecto, ya muy avanzado, pero ahora paralizado, se acortaría el trayecto en tren a Madrid en 45 minutos. Una opción más atractiva que la del AVE para muchos murcianos que no vivimos en Murcia capital.

    Lo cierto es que pocos pueden creer a estas alturas las promesas del PP regional en materia de infraestructuras. En veinte años que lleva gobernando la región se ha desdicho, contradicho o corregido a sí mismo tantas veces que no hay por dónde cogerlo. “Nosotros cumplimos lo que firmamos”, asegura el actual inquilino de San Esteban. Pero eso no es verdad. Ahí están el fantasmagórico aeropuerto de Corvera, el soterramiento del AVE, el Parque temático de la Paramount, y tantos otros señuelos electorales para desmentirlo.

    Parece que aquí vale todo, una cosa y su contraria, cuando se quiere adular los oídos de los votantes. Es lo que se conoce como demagogia. Un término que a la derecha le gusta aplicar a los demás pero nunca a sí misma. A decir verdad, empalaga, empacha, y por supuesto cabrea, oír a los consejeros de turno, cuando no al propio presidente de la comunidad, anunciar la próxima inauguración, mil veces aplazada, de estos proyectos fallidos.

    Y no estamos hablando sólo de incumplimientos condicionados por partidas presupuestarias. El voto en contra de Pedro Antonio Sánchez a la propuesta de eliminar los privilegios que el aforamiento brinda a los políticos, debatida la semana pasada en la Asamblea, es más que elocuente. Una cosa es lo que pregona el PP en las tribunas y otra lo que hace luego a la hora de la verdad. Claro que esta contradicción manifiesta tiene una explicación fácil: la situación judicial extremadamente comprometida en que se encuentra el propio jefe del ejecutivo murciano, que ha necesitado y va a necesitar ese aforamiento para maniobrar política y jurídicamente en los próximos meses.

    El Partido Popular lleva tantos años gobernando en la región y prometiendo tanto y de todo que ya no se sabe ni lo que es, ni lo que quiere, ni lo que defiende. El “embolao” de la Variante de Camarillas, unos días antes de las elecciones, con rapapolvos incluido de la Junta Electoral, no es más que el último de sus muchos desvaríos.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook