Blog 
Pisando los talones
RSS - Blog de Pedro Barrionuevo

El autor

Blog Pisando los talones - Pedro Barrionuevo

Pedro Barrionuevo

Sólo leyéndome se me conoce.

Sobre este blog de Gente

Un blog en donde se cuentan las cosas de actualidad a mi manera, es decir, bajo mi punto de vista, intentando que sea lo más agradanle posible.


Archivo

  • 12
    Diciembre
    2010

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Cagalera generalizada

    Se esperaban unas fechas calientes. Aunque sea invierno se preveía que el ambiente iba a estar calentito, y no por el sol, sino por las huelgas de algunos colectivos que saben que si la hacen, paran todo un país. O casi.

    El gobierno anuncio hace unos días, que iban a privatizar AENA. Por esa razón, los trabajadores de esta empresa iban a la huelga, y la iban a hacer en estas fechas tan señaladas como son las navidades. Pero he aquí que de pronto a todas estas personas les ha dado cagalera. No esa de ir al wáter, que a esa se le llama diarrea y es enfermedad común, sino la otra, la que acojona, la que te da cuando tienes más miedo que hambre y viene provocada cuando no sabes cómo va a reaccionar tu enemigo y no mides bien las consecuencias de lo que piensas hacer. Seguro que esta cagalera ha sido alimentada por unos sindicatos vendidos, sobornados y siempre dispuestos a engancharse medallas siempre y cuando sean otros los que empiecen la movida, porque para ellos empezar a hacer algo supone trabajar, y eso amigos míos no entra en el contrato de sobornos que tienen con el gobierno. Los sindicatos (aunque parezca mentira todavía existen en nuestro país) son los sobornados UGT y CCOO.

    A los del SEPLA les ha pasado más o menos igual, con la diferencia que ellos tienen su propio sindicato y pasan olímpicamente de estar sometidos a unos sobornados vagos y gandules. De pronto les ha entrado la misma cagalera que a los trabajadores de AENA. ¿Enfermedad contagiosa?, pues parece que sí, visto la cagalera que les ha entrado a los golfos de los controladores cuando el gobierno dijo hasta aquí hemos llegado y que cada cual asuma sus consecuencias, y sus cagaleras.

    El gobierno ha actuado como tenía que hacerlo, y ha hecho lo que tenía que hacer, aunque muchas voces digan que todo ha sido un plan maquinado, porque el ejecutivo sabía lo que iba a pasar y a esperado a que los controladores se movieran para actuar. Algo un tanto maquiavélico por parte de quién lo piensa. Lo que ha hecho simplemente ha sido poner los puntos sobre las íes y que los sectores privilegiados que hay en este país se piensen las cosas antes de hacerlas, y si las hacen pues que sufran la caída de la espada de Damocles que está en manos de ZP y empiecen con las cagaleras generalizadas.

    No se puede consentir que unos cuantos personajes, con unos privilegios desmesurados y algunos casos abusivos hagan lo que les salga a ellos de sus santos cojo….. y siempre sean los mismos los que paguen los platos rotos, porque los españoles no nos merecemos esto, y menos aún cuando sus abultados sueldos salen de los impuestos de unos españoles que en el mejor de los casos llegan sufriendo a final de mes, para que estos personajes vivan como reyes y encima paralicen un país entero defendiendo sus privilegios.

    Por eso, me alegro mucho de la cagalera generalizada que ha provocado el gobierno con su forma de actuar y de resolver este conflicto de los controladores, porque si no llega a hacerlo así, ahora mismo estarían en huelga los controladores, los pilotos los trabajadores de AENA y alguno que pasaba por allí a engancharse alguna que otra medalla (véase por ejemplo los sindicalistas de UGT y CCOO) para poder decir ante las cámaras de televisión, que están con las reivindicaciones de los pobres trabajadores y para decir también que el gobierno no es quién para hacer lo que ha hecho y algunos cuantos etcéteras más.

    Lo único que me queda decirles a todos estos que le ha entrado la cagalera de golpe, es que cumplan con sus obligaciones y que defiendan su puesto de trabajo igual que lo hacemos el resto de los españolitos de a pie, y que si no están contentos con sus privilegios, que se vayan al paro, que dejen su trabajo y busquen otra cosa, para que así por lo menos no jodan a nadie y menos en fechas tan señaladas. Ya se sabe, tanto el miedo como las cagaleras, son libres. Qué le vamos a hacer. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook