Blog 
Pasaba por aquí
RSS - Blog de Antonio Rodríguez Rubio

El autor

Blog Pasaba por aquí - Antonio Rodríguez Rubio

Antonio Rodríguez Rubio

Soy un converso del azul al rojo; que a decir de muchos, somos los peores. Y así, soy rojo, muy rojo: Republicano-federalista. ...

Sobre este blog de Sociedad

No me busques junto a los poderosos que no me hallarás.


Archivo

  • 21
    Abril
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    SOCIEDAD Murcia

    EL EFECTO.

    EL EFECTO.

    (O de aquellos polvos vienen estos niños).

    Por mi profesión de policía, hice un curso de bombero para la primera intervención. Para extinguir un incendio, hay que dirigir el chorro extintor a la base de la llama; si lo dirigimos a la llama misma, solo conseguiremos enfriar y que no se propague; no conseguiremos apagarlo.

    Demasiadas veces se convierte un problema políticosocial en policial. No se puede acabar con el tráfico de drogas deteniendo a los pequeños camellos y al que hace trapicheo. El problema radica en su producción. En el caso de la cocaína: pagando a los agricultores que producen la coca un precio digno por los productos alternativos. Pagar 0’15 $ por el kilo de café listo para su tueste, es criminal. Compensar las pérdidas ocasionadas a los señores de la guerra en Afganistán permitiéndoles el tráfico de opiáceos, es criminal. Permitir al rey de Marruecos el tráfico de derivados del cannabis siendo el primer país productor, es criminal.

    La travesía suicida del Mediterráneo por muchos africanos, es el efecto. Y lo peor de todo esto, es que sabemos su causa. La causa de que muchas personas quieran abandonar Oriente Próximo, es la guerra y las matanzas indiscriminadas. Y Grecia no dispone de medios para atender adecuadamente a aquellos que llegan a sus costas; a los griegos les han dejado solo para comer y no a todos.

    Muchísimas personas cuando llegan a la ribera del Mediterráneo, es la primera vez que ven el mar; debe imponer su grandiosidad, si hay mala mar, sentirán pavor. Luego son hacinadas en barcos que no son idóneos para la navegación. Estas personas han abandonado a sus familias, sus tierras y sus gentes; caminan hacia lo desconocido y lo incierto. ¿Qué grado de desesperación tan grande deben tener para afrontar esto?

    Como en los mejores tiempos del tráfico de esclavos africanos hacia América, el tráfico de personas es un negocio más de los actuales. Con la particularidad de que aquellos esclavos de antaño debían ser alimentados por sus dueños; a los de ahora, ni eso.

    Los fondos buitre de inversión, ha descubierto la producción agrícola; cultivo intensivo con semillas modificadas genéticamente. Las mejores tierras de labor de África están en manos sobre todo de Arabia Saudí, China y Sudáfrica. Esto perjudica gravemente a los agricultores de los países intervenidos.

    Los bancos pesqueros africanos, están esquilmados. Las flotas pesqueras de los “países ricos” siendo la española una de las principales, son las causantes de que en las costas africanas haya desaparecido la pesca; solo se puede pescar en altura. Las más sangrantes son las de Somalia y Senegal. Sustituyendo a sus cultivos tradicionales en Senegal, grandes extensiones de terreno están plantadas de naranjos; el capital, es foráneo. ¿Qué cabe a los senegaleses sin pesca ni productos agrícolas? Los somalíes se han lanzado a la piratería.

    Las causas que empujan a los africanos al Mediterráneo, son las guerras y las hambrunas. Los efectos son las muertes en la tremenda fosa común en que se ha convertido el Mare Nostrum.

    Lo que se pretende hacer en la UE es dirigir el chorro extintor a las llamas; no se va a erradicar el problema, hay en las riberas de los países del Mediterráneo Sur muchas personas esperando su oportunidad para el suicidio.

    Estoy de luto por mis hermanos que han perecido hace unos días. Lloro de impotencia y de rabia.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook