Blog 
Lorca desde mi terraza
RSS - Blog de Juan Manuel Cabrera Pareja

El autor

Blog Lorca desde mi terraza - Juan Manuel Cabrera Pareja

Juan Manuel Cabrera Pareja

Profesor de latín y griego en un instituto de enseñanza secundaria, tengo 46 años, casado y con dos hijas. Me gusta el deporte, viajar y estoy presente en las redes sociales como ...

Sobre este blog de Sociedad

Blog de opinión sobre la política en la ciudad de Lorca desde la perspectiva del portavoz de UPyD


Archivo

  • 01
    Septiembre
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    PP y PSOE son lo mismo

     Una vez más PP y PSOE demuestran que sí se ponen de acuerdo cuando se trata de defender sus intereses como partidos. Su actuación política se ha basado en la creación de dos enormes estructuras con las que controlar la vida pública y las instituciones en un sistema de alternancias en las que unos y otros se turnan cada ciertos años para manejarlo todo.

    Nadie puede controlar sus actuaciones, ni sus propios afiliados, a los que se les priva del derecho a decidir sobre sus políticas, ni desde la justicia a la que controlan con el sistema de cupos que ellos mismos han creado. El resultado es que tenemos una democracia muy poco participativa en la que las decisiones vienen tomadas desde arriba. El control de los medios de comunicación acaba cerrando el círculo ofreciendo una visión parcial de la situación en la que no tienen cabida posturas que se manifiesten contra este sistema. El silencio al que se somete A UPyD es una muestra evidente de ello.
    Ahora se nos ofrece una reforma constitucional con el argumento de que hay que controlar el gasto público de las administraciones, se nos vende como la solución que dará estabilidad a los mercados y confianza a los inversores. Una vez más intentan desviar el centro de atención a un debate que se aleje de los verdaderos problemas de nuestro sistema de gobierno.
    Resulta evidente que necesitamos controlar el gasto de las administraciones públicas pero para ello no es necesario reformar la constitución, bastaría con que los ayuntamientos, las comunidades autónomas y el estado (en manos de PP y PSOE) dejaran de despilfarrar el dinero público eliminando duplicidades, privilegios y sueldos. Están de acuerdo en que hay que controlar el gasto pero olvidan que han sido ellos los que crearon un plan E, o los que construyeron aeropuertos sin aviones como el de Castellón. Han sido ellos los que creado una red de AVE deficitaria. O los que tienen cientos de coches oficiales para pasearse o ir a comprar el pan.

    20110901-111838.jpg
    El cartel es mucho más caro que la inversión que se anuncia y además se colocarán tres farolas en tres meses, a mes por farola.
    PP y PSOE han usado las instituciones para satisfacer sus propias necesidades y no para atender los problemas de los ciudadanos. Para ello no les importa pactar con los nacionalistas cualquier privilegio que suponga que unas comunidades son de primera y otras de segunda. Lo próximo será permitir a los nacionalistas catalanes que sean ellos mismos los que establezcan su límite de déficit con el que seguir financiando sus políticas de discriminación lingüística contra el castellano a cambio de romper el modelo de solidaridad común.
    Ahora ya podrán justificar recortes en prestaciones sociales diciendo que tienen que controlar el déficit porque así lo manda la constitución. Será la excusa perfecta para congelar salarios a los funcionarios, para reducir las prestaciones sanitarias, para aumentar los horarios de los docentes y para dejar de invertir en educación. Ahora podrán seguir recortando los derechos de los trabajadores con contratos cada vez más precarios. Nos seguirán aumentando la edad de jubilación. Pero ellos mantendrán sus sueldos, continuarán construyendo infraestructuras enormes según su capricho. Seguirán viviendo a todo tren gracias al dinero público porque siguen siendo los mismos.
    El 20N tenemos la oportunidad de que las cosas cambien porque ahora sí existe una alternativa real a la alternancia PP y PSOE. Ya no tendremos que aceptar sin más la llegada de los populares tras el fracaso socialista, muchos votaremos sin miedo por la trasparencia y por la verdadera regeneración democrática, para que las competencias en educación y sanidad sean controladas por el estado, para que todas las comunidades autónomas tengan los mismos derechos y obligaciones, para hacer una ley electoral más justa. Muchos votaremos contra el chantaje de los nacionalistas, para que no estén en las instituciones los terroristas y los que justifican su violencia faltando al respeto a las víctimas.
    Por todo eso yo votaré a UPyD, para que los intereses generales prevalezcan sobre los particulares, como ya lo estamos demostrando desde que estamos en las instituciones.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook