Blog 
Lorca desde mi terraza
RSS - Blog de Juan Manuel Cabrera Pareja

El autor

Blog Lorca desde mi terraza - Juan Manuel Cabrera Pareja

Juan Manuel Cabrera Pareja

Profesor de latín y griego en un instituto de enseñanza secundaria, tengo 46 años, casado y con dos hijas. Me gusta el deporte, viajar y estoy presente en las redes sociales como ...

Sobre este blog de Sociedad

Blog de opinión sobre la política en la ciudad de Lorca desde la perspectiva del portavoz de UPyD


Archivo

  • 23
    Marzo
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Lorca: semana santa después del terremoto

     Faltan pocos días para que comience la semana santa, una de las fiestas más importantes para la ciudad, cuando casi ha pasado ya un año desde que se produjeron los terremotos que nos cambiaron la vida para siempre.

    Otros años por estos días todo el mundo andaba discutiendo por las calles y las casas sobre si blancos, o azules o si hay más vida después de ellos. Se preparaban las bandas de música y se daban los últimos retoques a mantos y tronos con la preocupación de si las flores estarán en su momento y, sobre todo, si el tiempo no nos aguará la fiesta (en el sentido literal del término).
    Este año es muy diferente porque aunque hay gente que sí están en lo de siempre, hay miles de personas que piensan en dónde van a vivir, en cómo van a pagar la reconstrucción de sus casas o, simplemente, recuerdan a los familiares y amigos que ya no están.
    Vaya por delante que creo que este año no debería haberse celebrado la semana santa o que, al menos, debería haberse hecho de una forma muy diferente, austera y recogida como corresponde a unos ciudadanos que tienen aún muy fresco el dolor y la desgracia con la que fuimos sacudidos no hace demasiado. El enorme gasto económico que representa la celebración de los actos no es muy acorde con la situación de los que no tienen qué comer ni dónde vivir.
    De cualquier modo me parece normal que los pasos hayan tomado su decisión conscientes de lo que hay y no tengo mucho más que añadir, era algo difícil y siempre que se elige hay cosas buenas y cosas malas.
    Lo que ya sí que no es tan comprensible es la actitud del gobierno municipal. Mientras los lorquinos se quejan de que no llegan las ayudas y tienen que ir a Madrid o a Murcia a reclamar lo que sus gobernantes no gestionan, ellos se meten de lleno en los actos institucionales de celebración de las fiestas como si no pasara nada.
    Como ciudadano siento indignación cuando veo que se comprueban las condiciones de seguridad de las cornisas de los edificios por donde pasarán los desfiles para que no suceda ninguna desgracia ¿y todos estos meses? ¿se miran ahora para que no se desprenda ningún trozo y mate a alguien más pero no han preocupado las condiciones de seguridad para los que llevamos ocho meses pasando por esos lugares?

    20120323-093716.jpg
    Casi un año después no se han comenzado las obras en los cientos de edificios derribados y no hay un plan integral de reconstrucción. La ciudad es un caos de tráfico entre contenedores de obras por todas partes y coches que paran en cualquier sitio sin que nadie lo controle ni haga nada por resolverlo: cruzar la ciudad en cualquier momento del día es una verdadera carrera de obstáculos. Las calles se inundan en cuanto caen cuatro gotas porque nadie se encarga de arreglarlas (que se den una vuelta por la calle Nogalte y vea hasta dónde llegarán los baches mientras la única solución que han dado ha sido poner un cartel medio roto de zona 10).
    De las rondas prometidas hace cinco años sólo hay una foto en la entrada del Ayuntamiento, ni un euro se ha invertido ni se invertirá con la que nos está cayendo ¿Alguien recuerda que se prometió un auditorio, un recinto ferial nuevo, rondas de circunvalación o soterramiento del ave?
    Las calles están más sucias que nunca porque se ha reducido el servicio de limpieza, hace meses que nadie invierte un euro en obras menores (desde el plan E aquí no hay un céntimo). En Ayuntamiento se jacta de un presupuesto equilibrado aunque es de los más endeudados y en 5 años no ha hecho nada al respecto (seguimos debiendo más de 100 millones de euros y ellos se alegran). Eso sí, no paran de nombrar cargos inútiles con sueldos estupendos para gestores de gestores que no gestionan pero cobran.
    Lorca necesita todas esas infraestructuras para salir adelante, para que su comercio renazca entre las ruinas pero el dinero no llega y los concejales se preocupan de llevar al tinte el traje con el que lucirán en el palco de honor de autoridades mientras las cámaras de su tele amiga les enfoca alabando su buen gusto, su buen hacer y su presencia.
    A estas alturas debería haber dimitido la concejala responsable de los temas relacionados con el terremoto: no se resuelto nada, no se ha reconstruido nada y los vecinos están en la calle. También debería haber dimitido el concejal de urbanismo porque desde que no se construyen edificios en la ciudad se ha quedado sin trabajo (debe ser que lo único que se hacía era conceder licencias de construcción porque el resto de actividades no hay que atenderlas).
    Hay un responsable último de todo esto: un alcalde que vive más pendiente de lo que dicen sus compañeros gobernantes en la nación y en la comunidad que de lo que dicen sus vecinos, esos que le votaron para que resolviera esta situación.
    Eso sí, quizás nuestro gobierno municipal se conforme con ese turismo que viene a Lorca a la ruta del terremoto, seguros de que ya no les caerá ningún trozo de cornisa desde hace un par de semanas.

    20120323-093631.jpg
    ¿Y la oposición? Parece que su renovación pasa por poner al frente de todo esto a aquel que no fue condenado no por no haber cometido un delito sino porque ya había prescrito. Mientras tanto IU buscará salir a la calle a ver si pilla a cuatro indignados y monta una mani para hacer ruido o espera a ver si viene alguna cámara de TV con alguna presentadora incendiaria con la que poder manipular a discrección.
    Felices fiestas, Lorca

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook