Blog 
En analógico y en digital
RSS - Blog de Rubén Sánchez Antuña

El autor

Blog En analógico y en digital - Rubén Sánchez Antuña

Rubén Sánchez Antuña

Ingeniero de telecomunicación, diplomado en economía y postgrado de especialista en economía de las telecomunicaciones. Como escritor tiene publicados cinco libros: "Dos estrelles nel firmamentu infinitu","El murmuriu d'un mieu ensin nome","Dos visiones asturianes de le...

Sobre este blog de Tecnologia

Reflexiones sobre las TIC y la sociedad de la información


Archivo

  • 13
    Enero
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    BANDA ANCHA Y PIB

    Padecemos una situación económica muy delicada que amenaza con extenderse, e incluso empeorar, en los próximos años. Por ello, toda medida que tenga la potencialidad de mejorar el contexto debe ser bienvenida y merece ser estudiada y reflexionada. Un informe del Banco Mundial llega a la conclusión de que en los países desarrollados cada incremento del 10% en la penetración de la banda ancha supone una subida del PIB del 1,21%. En nuestro país, según The Boston Consulting Group las actividades relacionadas con Internet aportan 23.400 millones de euros al PIB español de forma directa, pudiendo llegar a alcanzar hasta 63.000 millones en 2015. Otro estudio de Ericsson, Arthur D. Little y Chalmers University of Technology, llega a la conclusión de que doblar la velocidad de banda ancha en una economía supone un incremento del 0,3 % del PIB.

    Con estos datos de partida, no parece descabellado plantear una estrategia de ámbito nacional consensuada entre las administraciones central, autonómica y local, el ministerio pertinente, los reguladores sectoriales y los agentes privados del sector, es decir una colaboración público-privada, que priorice la inversión en infraestructuras de telecomunicaciones. En un principio solamente en zonas de claro impacto social y económico (hay que evitar proyectos faraónicos e ilógicos como llevar una red de fibra óptica a la cima del Urriellu, por poner un ejemplo surrealista).

    No se trata de inventar la rueda a estas alturas.  En otros países europeos como Francia, Alemania y el Reino Unido ya se han puesto como meta los objetivos marcados por la Agencia Digital Europea: banda ancha básica para 2013 y banda ancha de al menos 30 Mbps para 2020. En los países nórdicos, que van un paso por delante nuestro, llevan una década con el compromiso de despliegue y mejora continua de las infraestructuras de telecomunicaciones. Es probable que en España si no se empieza a acometer ya un plan de estas características, no alcancemos los objetivos planteados por la Agencia Digital Europea y esto puede ser muy peligroso si queremos estar en el grupo de cabeza y no en el de cola.

    En definitiva, si queremos equipararnos a otros países de nuestro entorno, no se pueden descuidar ni las infraestructuras de  banda ancha ultrarrápida, ni la alfabetización digital, ni la capacitación tecnológica en la gran mayoría de sectores.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook