Blog 
EL MIRADOR
RSS - Blog de MIGUEL GALINDO SANCHEZ

El autor

Blog EL MIRADOR - MIGUEL GALINDO SANCHEZ

MIGUEL GALINDO SANCHEZ

Miembro de la Asociación Hispanoamericana de las Letras (Hispadel). Promotor de talleres de escritura creativa. Corrector ortográfico y de estilo. Columnista de La Opinión desde hace 30 años, tiene publicados tres libros temáticos: Desde El Mirador, Opinan(dos) y Crónicas del Vivir, siendo coautor d...

Sobre este blog de Sociedad

Sobre todo lo divino y humano. La temática abierta es la clave de los artículos que se vierten aquí. Toda mi participación en el periódico La Opinión, queda reflejada en este blog, aparte mi web personal www.elescribidor.net


Archivo

  • 05
    Mayo
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    SIN COMENTARIOS...

     He tenido seguidores que se me han borrado de serlo, dicen, por ser ellos 'creyentes' y no estar de acuerdo con lo que escribo sobre temas religiosos. Es su libre albedrío, naturalmente... No tengo porqué justificar nada, y no lo voy a hacer. Este párrafo que transcribo a continuación, pienso que no necesita de más comentarios que el que deja por sí mismo. Así que, permítanme, por favor, la licencia de que esta aportación de hoy corra por cuenta de autoría ajena:

    'Un día soñé encontrarme sentado a orillas de un rio... Metí una mano en el agua, cogí un guijarro liso y redondeado, lo partí, y ví que por dentro estaba rugoso y seco. Esa piedra había permanecido mucho tiempo dentro del rio, pero tan solo había modificado su exterior. Por dentro seguía igual de estéril y el agua no había penetrado en ella... Entonces pensé que lo mismo ha ocurrido a la Iglesia y a los cristianos. Que durante 2.000 años han permanecido sumergidos en el agua viva de un cristianismo que solo los ha cambiado por fuera, pero Cristo no ha penetrado en ellos, no convive con ellos, no está en ellos...'

    Baste pues decir que este sueño, esta interpretación, esta humilde aportación, no es mía, por supuesto. Tampoco de ningún otro autor de dudoso origen. Esta pequeña perla la dejó escrita Su Santidad el Papa Juan Pablo I... El de los 33 días. Aquél que murió, o 'fué muerto', quizá que por querer cambiar a las piedras del rio. 

    Así que sobran comentarios...

     

     

     

     

     

     

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook