Blog 
EL MIRADOR
RSS - Blog de MIGUEL GALINDO SANCHEZ

El autor

Blog EL MIRADOR - MIGUEL GALINDO SANCHEZ

MIGUEL GALINDO SANCHEZ

Miembro de la Asociación Hispanoamericana de las Letras (Hispadel). Promotor de talleres de escritura creativa. Corrector ortográfico y de estilo. Columnista de La Opinión desde hace 30 años, tiene publicados tres libros temáticos: Desde El Mirador, Opinan(dos) y Crónicas del Vivir, siendo coautor d...

Sobre este blog de Sociedad

Sobre todo lo divino y humano. La temática abierta es la clave de los artículos que se vierten aquí. Toda mi participación en el periódico La Opinión, queda reflejada en este blog, aparte mi web personal www.elescribidor.net


Archivo

  • 28
    Mayo
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Murcia

    PASO A PASO

     

    PASO A PASOSerenémonos. Las elecciones han destrozado el mapa político para, con las piezas del puzzle, configurar el mismo pero con nuevas formas, con maneras nuevas. Eso es todo. La fiebre del resultado trae una efervescencia tal en los recién arribados que pueden convertir el país en un bebedero de patos... y de pactos. Pero lo que es bueno en su justa medida, puede ser nefasto en demasía. Es como algunos venenos, que en lo poco curan y en lo mucho matan. La medicina, dicta el doctor prudente, en su dósis exacta, señor paciente...

    Ahora retozamos en enormes "pactizales", y eso está muy bien, pero con un mínimo de sensatez y prudencia. Dice el refranero que uno es soledad, dos compañía y tres multitud. O algo muy parecido. No debemos caer en el engaño de generalizar, pues igual que no existen dos personas iguales, tampoco hay dos pueblos iguales, y las recetas para ambos bien pueden, o deben, ser muy diferentes... Desde luego, tampoco es sano ocultar que los tripartitos en España siempre han dado un resultado nefasto. Ejemplos recientes tenemos que aún provocan "temblaeras", pero eso no invalida tampoco, en modo alguno, que las fuerzas políticas comiencen a ponerse de acuerdo, a pactar y consensuar en bien general del pueblo y no en beneficio particular de cada partido.

    Siempre ha sido más fácil ponerse de acuerdo dos que tres. Si en un matrimonio existen sus cosicas, si media una suegra por medio existen sus cosazas... Pero el común de una familia llevada entre dos, de común avenimiento, siempre ha dado mejor resultado que metiendo el morro un tercero... aúnque sea de la misma sangre que uno de ellos. Yo recuerdo perfectamente los principios de nuestra democracia. En los balbuceos del bipartidismo existía una teoría hecha catecismo: hay que votar a un partido en mayoría absoluta para tener gobiernos fuertes, y no gobiernos débiles, se aseveraba con un dedo didáctico apuntando al cielo...

    Y no digo que no fuese así al principio de la creación. Pero luego, Dios creó la variedad. En el reino de los hombres, desde luego, la variedad favorece la honestidad. Me explico: Con el tiempo, los gobiernos fuertes se convirtieron en gobiernos corruptos, y buscaron en esa corrupción modelos para eternizarse en el poder. Y eso es exáctamente lo que tenemos hoy. En el paraíso, el Jefe puso vigilancia a la familia Ádam´s en su Villa Edén, y, a pesar de todo, le birlaron la manzana del huerto a Yahvé, ya vé...

    Cuando el bipartidismo se corrompe hasta el punto que solo se vigilan mutuamente para quitarse el sillón el uno al otro, ora tú, ora yo, y a esquilmar el manzano cada cual cuando le toque... el invento deja de funcionar, y los gilipollas de Paradise Park hemos de espabilar e intentar nuevos modos de convivir sin que nos ordeñen más vacas que las justas. Pero hay que hacerlo con cabeza, paso a paso, poco a poco...

    Así que sí, pactad, malditos, pactad... mandad el interés de vuestro partido a hacer puñetas y velad tan solo que por el interés de los ciudadanos... y barred, y expolsad y expulsad, y abrid puertas y ventanas, y sacad la mierda a la calle a exposición pública, y oread el cortijo. Hace mucha, muchísima falta. Y a los que han mangoneado y abusado para sí mismos, sacad la espada flamígera y expulsadlos a que se ganen el pan como jamás en su p... vida han sabido ganárselo. Con sudor y con sangre. Que son dos cosas ajenas de las que, hasta ahora, solo se han afanado en chupar.

    www.escriburgo.com MIGUEL GALINDO SÁNCHEZ www.elescribidor.net

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook