Blog 
EL MIRADOR
RSS - Blog de MIGUEL GALINDO SANCHEZ

El autor

Blog EL MIRADOR - MIGUEL GALINDO SANCHEZ

MIGUEL GALINDO SANCHEZ

Miembro de la Asociación Hispanoamericana de las Letras (Hispadel). Promotor de talleres de escritura creativa. Corrector ortográfico y de estilo. Columnista de La Opinión desde hace 30 años, tiene publicados tres libros temáticos: Desde El Mirador, Opinan(dos) y Crónicas del Vivir, siendo coautor d...

Sobre este blog de Sociedad

Sobre todo lo divino y humano. La temática abierta es la clave de los artículos que se vierten aquí. Toda mi participación en el periódico La Opinión, queda reflejada en este blog, aparte mi web personal www.elescribidor.net


Archivo

  • 08
    Abril
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Murcia

    LA PÍLDORA

    LA PÍLDORA

    Esto que voy a contaros hoy es rigurosamente cierto, queridos y queridas. En el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas, CNIO, de Madrid, los investigadores Ortega, López y Serrano, están a punto de huevo de anunciar una pastilla contra la obesidad que reduce el tejido adiposo, sin... al menos de momento, provocar aparentes efectos secundarios. La cosa está funcionando de golfa mother en monos y ratones.

    Si hacemos un poco de historia, la búsqueda del fármaco mágico contra la obesidad lleva décadas y décadas topándose siempre con el mismo muro. Se notan efectos adelgazantes, pero llevan aparejado un fuego amigo que se carga, a la vez que los michelines, el sistema cardiovascular y el nervioso. O sea, usted puede acabar en la tumba, y aquí está garantizado el adelgace rápido, o termina tontiloco como una chota.

    De ahí la vigilancia, seguimiento y condena de algunos productos milagrosos que le prometen lo que usted quiere oir, pero le ocultan lo que no le gustaría escuchar. La clave en este escenario actual es dar con un medicamento que no altere ningún otro proceso metabólico mas que el de desnudarnos de las grasas que nos sobren para que podamos hacer lo propio ante el espejo sin sentir pena por nosotros mismos, sin pensar en lo más íntimo, "lastimica de cuerpo, lo que era y en lo que se ha convertío..."

    Pues bien, alegrémonos. Parece que estos investigadores... ditos sean, del CNIO, lo han casiconseguío - ¡aleluya! - o están, aseguran, a punto de hacerlo. El fármaco, dicen, es de vía oral, no afecta al cerebro ni al hipotálamo, y de momento no se han observado otras consecuencias indeseadas... eso sí, en ratones y macacos. En los primeros, la pérdida de masa corporal ha llegado a un 20%, y en los segundos a un 7´5%, si bien que con una dósis inferior.

    Dice el jefe del grupo investigador, Sr. Viyarrolla, que "el éxito en monos dá al trabajo un importante valor añadido". Naturalmente, si a nuestros primos primates no les afecta en ser más simios de lo que son, pues, a nosotros, que somos más gorilas que ellos, tampoco nos debe afectar demasiado, ¿no?.. Pero, como no nos fiamos mucho tampoco de nosotros mismos, si no viene la cosa en extranjero (inglés a ser posible) que dá como más credibilidad, sepa usted que esto viene avalado por, ¡ahí es ná..!, el US National Institutes on Aging, de los National Institutes of Health, de EE.UU.

    El paso siguiente consiste ya en determinar si mantiene su eficacia en humanos sin jodernos mucho más de lo que ya de por sí estamos jodidos. "Es un salto complejo y lleno de incertidumbres", alega el Dr. Serrano que lleva el caso de la mano... pero es el que queda por dar. Acojonante, ¿verdad?.. Imaginémonos todos guays, delgados y apolíneos, comamos lo que comamos... Enfín, yo digo siempre que en este mundo no se nos dá nada gratis. Y que todos los pecados llevan consigo el pago de su propia penitencia. Y que si un cacho de buen tocino es un regalo de los dioses y del cochino, el que no se nos pose en las posaderas tendrá su contrapartida... ¿o usted cree que no?.

    Miguel Galindo Sánchez - www.elescribidor.net

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook