Blog 
EL MIRADOR
RSS - Blog de MIGUEL GALINDO SANCHEZ

El autor

Blog EL MIRADOR - MIGUEL GALINDO SANCHEZ

MIGUEL GALINDO SANCHEZ

Miembro de la Asociación Hispanoamericana de las Letras (Hispadel). Promotor de talleres de escritura creativa. Corrector ortográfico y de estilo. Columnista de La Opinión desde hace 30 años, tiene publicados tres libros temáticos: Desde El Mirador, Opinan(dos) y Crónicas del Vivir, siendo coautor d...

Sobre este blog de Sociedad

Sobre todo lo divino y humano. La temática abierta es la clave de los artículos que se vierten aquí. Toda mi participación en el periódico La Opinión, queda reflejada en este blog, aparte mi web personal www.elescribidor.net


Archivo

  • 28
    Julio
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    3 REYES MAGOS, 3

     Los santiagueños me hicieron un traje. Sentó muy mal la desmitificación que hice de su santo patrón hace días... No es para tanto, por Dios... Ya se sabe que la tradición raramente se apoya en la historia, si no más bien al conrario, hace mofa de ella. Además, en estos trampantojos religiosos en todas partes cuecen las mismas habas.

    Miren la Catedral de Colonia, mismamente, con sus restos mortales nada menos que de los tres Reyes Magos, que hace 850 años traladaron desde Milán. La fiesta de la Traslatio en Hamburgo es la leche, y en Alemania se celebra como si de verdad fuesen. Pero tampoco lo son, claro, y nadie se molesta en ocultarlo.

    En 1.979 se abrió el enorme relicario y un equipo investigador comenzó el análisis de los restos. Las vestimentas eran de un tejido 300 o 400 años posterior a Cristo. Las osamentas correspondían a un varón de 30 años, otro de 50, y un niño de 12. Todos blancos. Cuando fueron a aplicarles el carbono 14,las autoridades religiosas paralizaron la investigación.

    Nadie utiliza un vestido que se va a confeccionar tres o cuatro siglos después del numerito del Portal. Y un chaval de doce años no encaja en el trío de sabios magos. Nada, que no... Que hasta Die Welt, el prestigioso e influyente diario germánico, dice que creer en su autenticidad es el mayor de los absurdos, a pesar de que son veneradas por cientos de miles de fieles, pero que la fé y el sentido común son dos caminos distintos con metas diferentes, aunque a veces se crucen en una misma concurrencia. Y que toda la gente que vá a ver lo que allí se encierra sabe que no es lo que se dice que es, y que eso pertenece a un cristianismo de trile y guardarropía.

    Pues aquí, en España, señor periódico alemán, si a un "hayquevevirlo" le dice usted que Santiago, el apóstol, no es el que está, lo más seguro es que le rompan las piernas... Y es que, en estas latitudes, aún nos tomamos las cosas muy a pecho, y el Matamoros está en Compostela así se junte el cielo con la tierra o salga el mismo Jesús a negarlo... Que no.

    Eso tan elegante, y civilizado, y cultureta, que dijo el preboste de la Catedral de Colonia, monseñor Robert Feldhoff, de que "es muy posible que el relicario no contenga los restos de los Reyes Magos, pero contiene una hermosa historia", no es una declaración que se pueda esperar aquí por parte de nuestros roucousos prelados.

    Allí, lo reconocen, aunque el gentío siga llevándole agua a los camellos... ¿O los camellos no están enterrados con los Reyes?.. ¡Hay, hijo, no sé..!..

     

     

     

     

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook