Blog 
El Candelabro
RSS - Blog de Nieves Jiménez

El autor

Blog El Candelabro - Nieves Jiménez

Nieves Jiménez

Comentaré, cada semana, las revistas del corazón, destacando lo más relevante, lo más curioso o las declaraciones más histriónicas con un punto de ironía. A menudo, lo más destacado no será lo que muestren en portada. Lo mejor está donde menos lo esperas.

Sobre este blog de Gente

El corazón es uno de los géneros que sigue, aún, manteniendo más el interés. Sólo hay que observar como los programas de televisión no desaparecen y algunas radios le dedican tertulias, tanto en la programación de noche como de día y durante una hora. Las revistas han gozado de mala reputación. Sie...


Archivo

  • 13
    Enero
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Murcia Gente

    Dienteeh, dienteeeh, que eso es lo que les...No, colmillos, no!

    Dienteeh, dienteeeh, que eso es lo que les...No, colmillos, no!

      Esta semana alcanzamos la cumbre del feísmo con las cuatro publicaciones del corazón. Se acabó Armani en la familia Rivera. Aquí hay alguien que siente atracción por lo feo, que de todo hay, y creo que debe ser el sustituto del director de Hola o del redactor jefe, si no, no me lo explico. Casi leemos Hola, últimamente, como Aída cuando entraba a casas sucias y repugnantes, en esa sección de Sálvame, y no podía seguir hablando porque le entraban arcadas. Kiko Rivera, no le llamamos hoy Francisco José porque nos recuerda más a Emperador y el repor va de condes dráculas, graba un videoclip junto a toda su parentela: Anabel, Chabelita, Fran y Cayetano caracterizados de vampiros draculianos. Está claro que es una venganza de Kiko “¿que soy yo el feo de la familia?, sus vais a enterar ahora de lo que es feo…”. Las que tenemos el colmillo retorcido para leer Hola nos acordamos de aquel novio de Paloma Lago, el tal Zaleski, que le estafó 140000 euros y a una novia anterior le dijo que descendía de Drácula. Ya apuntaba maneras. Este videoclip, con más créditos que una película de Star Wars, no va a dar ni para desparrame de sangre y colmillos de serie B. Y creíamos desterrados los previsibles filmes en los que la boba de la peli de miedo bajaba a revisar el sótano justo cuando se iba la luz. De aquellos “dienteeeh dienteeeh , que eso es lo que les jode” vienen estos colmillos. Tyson mutilaba una oreja a Holyfield y cuenta la leyenda que George Washington llegó a la presidencia con un solo diente. En fin, podría ser peor, podría haber invitado a Pablo Iglesias con esa dentadura retorcida que tiene. La canción se llama Sangre caliente, pero de aquel dicho ‘cabeza fría, sangre caliente’ aquí no ha habido ni lo uno ni lo otro. Creía que sangre caliente fue lo que se respiró en el Bernabéu el pasado fin de semana con el debut de Zinedine. Las Zidanebelievers fueron esa ebullición de mocitas madrileñas más calientes que Alfredo Landa gritando “¡que vienen las suecas!” Paquirrín, para más INRI, lleva una camiseta de cadenas doradas que nos traslada al Valencia CF cuando Lubo Penev lucía sus horteras camisas Versace. Kiko Rivera va 10 años por detrás de la moda. Saltamos a otra cosa. Pensaba que llegaba el verano y se abría el coto del macho ibérico en calzoncillos y la guapa en biquini todo el día. No. Hola ha descubierto que existe el verano en invierno y marcha a Maldivas y a Miami. La portada de Hola es Paula Echevarría (“empieza a ser una estrella en Estados Unidos”. Ein?) en biquini, en enero. Hay que ser cruel y ruiz, Hola. Y nosotras con la bufanda. Bueno, tampoco, que hasta el cambio climático se ríe de España. Una exhibición de poderío en traje de baño. Sin embargo, a David Bustamante le ha abandonado la tableta de chocolate, se la ha comido más bien. Dirá como Kelly Le Brock (La Mujer de Rojo) “Amo mi cuerpo. Cuantas más curvas, más feliz”. En otra playa, Flavio Briatore ya no lleva el tanga animal print. Lleva Meyba hasta las rodillas y da para mantel de una mesa para diez invitados. Con ese bañador le hace Dolce y Gabbana once a David Gandy.

      Mireia Lalaguna, Miss Mundo, espatarrada en una silla con un vestido lleno de miles de aberturas, se empeña en querer demostrar que una modelo no sólo se preocupa de cuidar su imagen, “demostraré que también somos inteligentes”. ¿Por qué y para qué? qué manía con el intrusismo profesional. Dedícate a posar y deja a los premios Nobel a lo suyo. “De pequeña yo era la chica diferente en el colegio porque era la más alta, pero hay que tener mucha autoestima y seguir adelante”, durísimas declaraciones de la Miss. Y luego vosotros con vuestros dramas de hipotecas y desahucios. Venga hombre. Por otra parte, Hola con sus mensajes subliminales: “ La princesa Leonor por primera vez con diadema y Sofía con una cinta de flores”. ¿El doble lenguaje de Hola es toda una declaración de intenciones? También os digo, Hola, que lleva diadema El Arrebato. Ahí lo dejo. En Diez Minutos, Chabelita y Alberto Isla se besan en la mejilla. Datazo. Un beso que ya no es consecuencia de nada, falso, consecuencia de un resentimiento. Es más como esos besos que regula con cronómetro el aeropuerto de Aalborg “beso de despedida, tres minutos, señores”. Triste. Me quedo con Dorothy Parker y apoyo la importancia de los labios con sabor a lágrimas. Si ya lo dice Mario Vaquerizo “lo falso no es malo”, bueno, él se refiere más a joyones, pero aquí nos vale.

      Marina Peñate, exnovia del heredero de Fiat, Lapo Elkann, hace un recuento del control de daños y despechada, aprovechado la relación de seis meses y su consiguiente caída a los infiernos Elkann, hace una exclusiva en Hola. Cornuda, pero no tonta, “voy a abrir mi propia boutique on line”. Hasta el rabo y la cornamenta todo es toro. Cuernos bien remunerados. Otras, más tontas, nos zampamos, a todo volumen, la discografía de Paquita La del Barrio. Ya lo decía el vizconde de Valmont en Las Amistades Peligrosas, “la fidelidad es, de todas las virtudes, la menos constante”. Entramos todas en una catarsis colectiva con Marina, “si me mienten, no me respetan; si no me respetan, no me aman” y, añado yo, ergo si me has dado la patada me meto también en esta charca de cocodrilos y, cual alimaña, saco rédito de un engaño más obvio que la grasa en el pelo de Puigdemont. Por cierto, la tal Peñate tiene los dedos de los pies como pepinillos. Pero, claro, en eso los hombres no os fijáis.

      En Lecturas, Olvido Hormigos en plan mater amantísima. Sólo le quedaba sacar a sus hijos en portada ¿Qué hemos sacado en claro? Que tanto que decían que la niña no era de Jesús, el marido cornudo, certificamos por foto que es clavadita. Respira, Jesús. Es lo único destacable de la prescindible entrevista. Bueno, eso y el drama amoroso y de calentón permanente que vive Jesús: -“¿Ha llamado Jesús a tu habitación alguna vez desde que dejaste la cama de matrimonio, te ha buscado?” -“No, sabe que no quiero. Alguna vez me dice algo o me coge y yo me escabullo. No siento atracción por él” ¡Me escabullo, dice! están supercompenetrados en su desafecto. Esto es peor que ‘Los gozos y las sombras’, con Charo López y Carlos Larrañaga. “Los hombres sólo me quieren para un rato, estoy cansada”, confiesa, hastiada, Olvido. Por cierto, Concha Velasco sigue con “no estoy dispuesta a que el amor me sorprenda”. Creo que los hombres deberían preguntarse qué están haciendo con nosotras, que no queremos ver a un tío a un metro a la redonda. Yo ya me he ‘provisto’ de repelentes y cerrojos.

    @NievesJemezB

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook