Blog 
El Candelabro
RSS - Blog de Nieves Jiménez

El autor

Blog El Candelabro - Nieves Jiménez

Nieves Jiménez

Comentaré, cada semana, las revistas del corazón, destacando lo más relevante, lo más curioso o las declaraciones más histriónicas con un punto de ironía. A menudo, lo más destacado no será lo que muestren en portada. Lo mejor está donde menos lo esperas.

Sobre este blog de Gente

El corazón es uno de los géneros que sigue, aún, manteniendo más el interés. Sólo hay que observar como los programas de televisión no desaparecen y algunas radios le dedican tertulias, tanto en la programación de noche como de día y durante una hora. Las revistas han gozado de mala reputación. Sie...


Archivo

  • 25
    Diciembre
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Murcia Gente

    Cuando Asier Etxeandía salvó la gran noche

      Creo que podría recuperar la crítica que hice hace tres años de la Nochebuena televisiva y salvo variantes, como en la ensaladilla rusa, por los nuevos cantantes que han brotado este año no se notaría nada del remake. Todo el pescado vendido. Si dicen que el fútbol es el arte de lo imprevisto sólo se me ocurre dar gracias por tener Liga en Navidad y sacarme de este deja vù de Noches de Fiesta joseluismorenizadas. O eso o tener a mano ese aparatito que utilizaban los Hombres de Negro para borrarte recuerdos de la memoria. TVE echó mano de Eurovisión para montar su Telepasión. Parece que TVE se empeña, como Proust, en ir en busca del tiempo perdido. En realidad, toda Navidad que se precie es un Eurovisión versión extended y con los Wham! en plan Last Christmas en bucle. Y eso nos reconcilia con ese lado friki que todos llevamos dentro. El todo vale. Es Navidad. Seguro que más de uno de los aquí presentes, después de las copitas, puso en casa a Raffaella Carrà e hizo ese golpe de melena. Lo malo es que La Primera daba la sensación de estar pasándose Eurovisión por el forro de los guayomini twelve points. Vais, os disfrazáis y hacéis el mamandurria, les dirían. Dicho y hecho. Me temía lo peor porque recordaba, además, aquel Europasion en el que salió ganadora Bailar Pegados como la mejor canción española enviada a Eurovisión. Mátame camión. Yo prefiero Estando Contigo pero bueno, yo no soy nadie. O sí, que aún no he asimilado que la destrozara Mariló Montero. “Es maravilloso trabajar aquí”, repetía una y otra vez en el estribillo la ex de Herrera; claro, sobre todo después de la mejora de tu contrato, maja. Ni siquiera escuchar ‘Algo pequeñito’ ayudaba a hacer la Diges-(tión) de tremendo pastelón. Después vendría Raphael. ¿Una Nochebuena sin Raphael sería imaginable? ¿sería siquiera concebible? Tener al jienense en nuestras pantallas es como saber que tenemos casi las mismas posibilidades de que nos toque el cupón comprando el número que sin comprarlo. Sí o sí. Raphael es como los replicantes de Blade Runner que siempre están, inasequibles al desaliento. “En mi casa mi padre no canta ni El tamborilero” , decía unas horas antes su hijo en una entrevista. Vaya.

      Este año, la novedad fue que se grabó en su casa. La sombra de Bertín Osborne es alargada. Lo mejor, el gran Asier Etxeandía. Muchos espectadores lo descubristeis en ese momento, motivo suficiente para no dejaros comer el día de Navidad, de verdad. La casa del de Jaén se le quedaba pequeña al vasco. Artistazo. Misterio sin resolver fueron Bebe y Leonor Watling. Leonor dijo que se iba a casa a cantar a sus niños, ahora entiendo que no cantara una papa, se estaría guardando la voz para darle a la guitarra junto a Drexler, pero ¿¡y Bebe!?; no sabías si llegaba a la fiesta o volvía ya. Creo –y sueño- que las peluqueras y estilistas se pusieron en jarras y hasta que no le lavaron el pelo, la peinaron y la perfumaron ahí no se seguía con la grabación. Cosa que agradecemos. Ahora, que se podía haber quedado en su casa también os lo digo. Faltó la montaña de bombones de Ferrero, que hace hogar como el jamón. Pero estaba Carlos Areces que, no me preguntéis la razón pero es de, entre todos los chanantes, el único que soporto. Todavía me acuerdo de aquello de Canal 9. No tengo ni idea del porqué pero es verlo aparecer y me empieza a hacer gracia. Vale, me lo miro. En Telecinco, mientras, seguían -desde hacía dos horas (y las que quedaban)-, con Paz Padilla. Este año, las matrimoniadas tenían amiguitos nuevos, Kiko Hernández y María José Suárez. María José Suárez y Paz Padilla parecían que estaban aún en la boda de Eva González y Cayetano. La tontuna que llevaban encima. Y Paz tirándoselas con bala: “¿Y tú, María José, cuándo te vas a casar?”. Cuchillos volando por el aire. El especial Malú, correcto. Para los incondicionales, salvo los espasmos de Mónica Naranjo que no la soportas ni con todo el bebercio de la cena. Casi se me ‘entaponan’ los oídos cual Isabel Pantoja como dijo Pepi Valladares al salir de la cárcel la tonadillera. La Sexta nos martirizó con El Club de la Comedia que tiene tanta gracia como que te den una patada en el mismísimo cosiqué. Y Antena 3 con un batiburrillo de recortes y parches televisivos como un engendro de vestido de Desigual. Después de todo, no sabemos/ si las cosas no son mejor así, /escasas a propósito…como escribió Gil de Biedma. Eso sí, que en toda Nochebuena no nos falte Bart quemando el árbol de Navidad. Todo está en Los Simpson, ya lo decía Homer, “la tele es para divertirse”.

     

    http://www.rtve.es/alacarta/videos/especiales-navidad/raphael-asier/3421316/ 
            

     

     

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook