Blog 
El Candelabro
RSS - Blog de Nieves Jiménez

El autor

Blog El Candelabro - Nieves Jiménez

Nieves Jiménez

Comentaré, cada semana, las revistas del corazón, destacando lo más relevante, lo más curioso o las declaraciones más histriónicas con un punto de ironía. A menudo, lo más destacado no será lo que muestren en portada. Lo mejor está donde menos lo esperas.

Sobre este blog de Gente

El corazón es uno de los géneros que sigue, aún, manteniendo más el interés. Sólo hay que observar como los programas de televisión no desaparecen y algunas radios le dedican tertulias, tanto en la programación de noche como de día y durante una hora. Las revistas han gozado de mala reputación. Sie...


Archivo

  • 25
    Junio
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Arsénico por compasión

     

    La lectura de las publicaciones rosas, de hoy, necesitan ser regadas por un Ribera del Duero. Esta parafernalia de festejos nupciales-primaverales no se digiere fácilmente a pelo. El melocotón en almíbar lo dejen aparte, que ya va ¡Hola! cargado de expresiones  almibaradas. Tal vez terminen pidiendo arsénico por compasión. No lo descarten.
    El notición no sale en las revistas. No ha dado tiempo. El auto del caso Nóos, de la mano del juez Castro, abre todas las cabeceras: “Hay sobrados indicios de que doña Cristina ha intervenido lucrándose en su propio beneficio”. Como “colaboradora imprescindible”, no en vano ella es la que llevaba la tarjeta de presentación. En definitiva, dos delitos fiscales y otro de blanqueo. La Reina Sofía lleva toda la semana en Ginebra acompañando a su hija y a su querido yerno con la previa al tormentón. Hace un año, Diez Minutos titulaba: “La Reina convencida de la inocencia de Iñaki Urdangarín”, recordemos esa portada de Hola! visitándolos en Washington. Por supuesto, tanto en esos tiempos como esta semana, la soberana aparece con gesto serio. Pero, de nuevo, nos preguntamos, ¿prevalece la corona o el ser madre y suegra? Lecturas, por su parte, no dudaba en comparar a la infanta con Eduardo VIII y a Iñaki, con Wallis Simpson. Pero ahí siguen, amor inquebrantable. El orgullo puede más. Lo peor es que esto tiene pinta de seguir dando más titulares.
    Vamos al lío marujil. ¡Hola! nos lleva de boda. La hermana de Paloma Cuevas se ha casado. Pereza. Ella, Paloma. Tan pluscuamperfecta en sí misma. ¡Hola! , que no da puntada sin hilo, nos avisa de que nos lleva a “la alegre boda”. Cómo habrá sido la cosa de aburrida. Se supone que las bodas deben ser alegres. Muy animada no puede ser con Margarita Vargas y Luis Alfonso de Borbón, Marta González, hija de Dámaso González, junto a Juan Peña, el cantante de flamenquito que sólo canta en bodas de amigos y en el programa de la Campos y Genoveva Casanova, etc…de invitados. La juerga risión, aquello.  A ¡Hola! se le ha ido la mano a la hora de difuminar arrugas o a ella con el botox y el rizador de pestañas. No sé quién de las invitadas llevaba unos impresionantes pendientes de esmeraldas colombianas de las minas de Muzo. Pero, hermosas, los pieses. Cuidáoslos. Mucho esmeraldas de Muzo pero la pedicura a por uvas. Recuerdo que  Rivière explicaba que que pese a que ahora cada uno va como le da la gana, “los vestidos continúan siendo una foto social de cada época”.
    Y qué empalago: “Manuel me estaba esperando al pie de las escaleras. Entonces lo vi y sentí una luz tan especial, un amor tan grande…él estaba tan guapo!”, la novia dixit. Le faltó aquello de, “el que ha tenido la dicha de verlo, tan sólo una vez , ya puede verlo claro en su corazón y en el de los demás”, como escribió Julio Verne en El Rayo Verde. Para rematar la faena, Victoriano Valencia, padre de la novia, suelta “son dos almibares estos chicos”. Madre mía, algún día deberíamos hablar del desastre que es ser la hermana fea en las familias. Un drama que ríete tú del dramón con la alopecia de Casillas. Y me pregunto, ¿por qué aparece en una ventanita de la portada la irreconocible Gema Ruiz? Aquella que estuvo casada con el exministro Álvarez Cascos. ¿A quién le importa Gema Ruiz?  
    Pero las bodas las carga el diablo. Muerta me he quedado. Miki Nadal se ha casado con la hija del futbolista Julio Alberto y nieta de Antonio Escámez, es decir, sobrina del aguileño Alfonso Escámez, que fuera presidente del Banco Central. La novia tiene un blog de tendencias de moda, por supuesto. Pero dicen que es una deportista de élite. Ni sé la élite ni el deporte. Vaya, vaya… con Miki Nadal…  
    Y otra boda. La que se nos viene. Francisco Rivera y Lourdes Montes se casan el próximo 12 de julio, en Sevilla, ante la Esperanza de Triana. Pedazo de dúplex, de 250 metros cuadrados, que da a la Universidad de Sevilla. Lo vio la madre de Lourdes un día por Internet. La pequeña terraza (¿pequeña?) da a los jardines del Alcázar de Sevilla. Pero Fran se presenta para las fotos con camisa vaquera por fuera del pantalón y unos horrendos zapatos tanque marrones.  Y luego exige que a su boda vaya la gente con chistera. Habló el duque de Windsor… Decía Balzac que el bruto se cubre, el rico se adorna, el fatuo se disfraza y el elegante se viste. Deseando estoy de que se celebre ya esta boda.  En la pequeña (sí, ésta sí es pequeña) biblioteca aparece la foto del Cristo de Las Tres Caídas y la de Lourdes con el mismo tamaño. Esto quiere decir= que Fran venera en las mismas proporciones al Cristo que a Lourdes; que Lourdes es una imagen religiosa; que Lourdes tiene la misma  importancia que el Cristo…alrededor, mucho best-seller al estilo de ‘Tirano’ de Christian Cameron y enciclopedias. Me pido, desde ya, ser el ama de llaves de esa casa, a lo Anthony Hopkins en Lo Que Queda del Día.  Por cierto, Lourdes aún no ha abierto el taller de diseño de novias pero ya tiene muchos pedidos. Ole la gente que se tira a lo loco. Hijas mías, os recuerdo el horripilante vestido de novia que se autodiseñó  para casarse con Fran, avisadas estáis.
    Esta semana también hay caso para Iker Jiménez. Tamara Falcó es ambivalente. Por la mañana, paseando de normal, en vaqueros y tal, aparece entrada en kilos y por la noche, vestida de fiesta, es una sílfide. Por favor, Cuarto Milenio, ahí tenéis un caso importante. Y que paren las máquinas que ¡Hola! nos resalta que Sara Carbonero trabaja, “las dificultades de una mamá trabajadora”. Yo no sé aún a qué dificultades se refieren. Siempre que veo a Sara me acuerdo del momentazo aquel de Sálvame cuando un reportero pidió a la Pataky: “¿Puedes mandar un saludo a “Sálvame”, por favor?”. Y la actriz soltó: “Un saludo a “Sálvame Por Favor”. Las relaciono, no sé por qué. La tontería es infinitamente más fascinante que la inteligencia. La inteligencia tiene sus límites, la tontería no, apuntó Claude Chabrol. Y regresa Marina Castaño, la ex de Cela. Tan patética. Y con su marido, más bien el infante de Marina. Ella sigue emperrada en ser una adolescente, envuelta en gasas y mofletes rellenados con botox como un pollo al horno. Dentro de poco la encontraremos tal Raymond Massey, de ‘Arsénico por compasión’.
    Y ojo a la cara de angustia de Charlene de Mónaco embarazada. Que penita da. Y tener como cuñada a Carolina de Mónaco y de sobrina a Carlota Casiraghi tampoco ayuda, hechas todas unos bellezones. Soy yo Charlene y me invento y promulgo una ley principesca que las obligue a desaparecer durante estos nueve meses.  En Lecturas encontraréis la entrevista tierna de la semana.  Rosa López dice que no encuentra novio “mi vida es muy complicada”, ¿alguien sabe cuándo sacó su último disco? Y sigue, “el otro día vi en el supermercado a un pedazo de hombre en todos los sentidos, de físico, de guapo y hablaba muy bien, pero yo tenía que pagar e irme”. Rosa, por favor, que te conocen, que puedes dejar fiao. Pero lo peor es lo siguiente, cuando le comentan “a ver si ahora, con el calor, llega”. Y ella, “no creo, no es tiempo de amor para nadie” -glup- “sal a la calle y mira lo que hay, no es ser negativa, es ser realista”. Qué grande es Rosa, genio y figura. Está out of nowhere. Rosa va a pedales, hay que resetearla ya. Y Raquel Sánchez-Silva que sigue en una permanente catarsis de tragedia griega. Ahora se ha ido de vacaciones a Formentera con su nuevo novio, la isla en la que pasó su primer año de casada y después lloró al marido. “La tragedia es  imitación de una acción noble y terminada [...] la cual por medio de la piedad y del miedo termine con la purificación de tales pasiones', escribía en su Poética Aristóteles. Y, cuidao, que han regresado Dani Rovira y Clara Lago a las revistas. Por lo visto se lleva lo de ir en tirantes y dejárselos caídos.
    Os dejo, que Terelu aparece también y esto ya me supera del todo. Os espero en Twitter,   @NievesJemezB  

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook