Blog 
El Blog de Enrique Nieto
RSS - Blog de Enrique Nieto

El autor

Blog El Blog de Enrique Nieto - Enrique Nieto

Enrique Nieto


Archivo

  • 05
    Noviembre
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Pintando al Fresco: Preparando el Presupuesto

    (Un día cualquiera del mes pasado) Las nueve de la mañana. El consejero vicepresidente llega a su despacho. Se ha puesto el traje azul, la camisa azul y la corbata azul porque, desde que era pequeño, sabe que le va bien el azul, al ser rubio. Saluda a la gente de su gabinete. ‘Dame un café y pásame solo las llamadas urgentes. Hoy necesito estar solo que tengo mucho que hacer’, le dice a su secretaria. Se sienta en su mesa, y piensa: ‘El presupuesto, la madre que trajo al mundo al presupuesto’. Coge una carpeta llena de papeles, la abre y comienza a trabajar.

    Mira el primer folio y dice para sí mismo: ‘El déficit, me cago en el déficit y en todo lo que se mueve en el déficit. Si ya vamos más que pasados. A ver cómo paro esto yo. Y luego el Presi se cabrea cuando se entera de que he dicho que el consejero de Hacienda anterior me dejó un marrón como un camión’. Toma una carta del secretario de Estado de Hacienda que recibió hace unos días. Lee: ‘Querido Juan: Tenéis el déficit en erección continua. O lo frenas, o te capo, económicamente hablando, claro’. El consejero piensa: ‘Vamos a ver. ¿Y si no pago a los proveedores hasta el año que viene, o el otro, o el otro? Joder, si es que, de Sanidad nada más, debemos 124 millones de euros en tecnología, las camas aparte. Esto es por culpa de María Ángeles, que dice que recorta pero no recorta como tiene que recortar: de tajo, hala. ¿La llamo o no la llamo? No, es temprano y ahora estará muy entera. Voy a esperar a que pasen unas horas y se vaya quemando un poco con todos los follones que tiene con del Rossell y eso. Que ya hemos tenido las suficientes peloteras. La cartagenera esta, cuando se pone flamenca, es que es la leche’.

    Mira otro papel. ‘A Pedro Alberto solo se le ocurren cosas para gastar. Ahora quiere abrir mercados turísticos en Austria. Dice que hay que vender bien la Región. Eso, eso es lo que yo haría: venderla entera, o por lo menos una buena parte, a ver si sacáramos dinero para hacer un presupuesto correcto con lo que quede. ¡Podríamos vender Cartagena, que ahora está muy bonita!. A un emir, o algo. Por cierto, en cuanto se vaya Valcárcel, si sigo, pongo a la venta el palacio de San Esteban, que ese sí vale una pasta. Como tiene iglesia y todo, a lo mejor le interesa a Mendoza para poner ahí algo de la UCAM. ¡Coño, qué buena idea!’ Toma su Ipad y apunta: ‘San Esteban. On sale’. Cierra la carpeta de Cultura y dice: ‘tú te vas a aguantar, macho, que ya gastaste lo suficiente en los buenos tiempos’.

    ‘Ostras, la deuda. ¿Por dónde vamos ya? ¡5.000 millones de euros! Qué ruina, joder. Si nada más que en intereses se nos va un pastón. Y luego vendrá la Retegui diciendo que si aquí hemos recortado y allá hemos privatizado. A la Bego me gustaría ver yo administrando esta miseria. Además, ¿ella qué sabe? Si es médico. Soy yo economista y mira el lío que llevo. Y, si no, el otro, el de IU, que es filósofo. ¡Filósofo!, tócate los cojones. A veces, cuando los oigo, me dan ganas de darles una clase de matemáticas financieras o de contabilidad, como las que daba cuando era profesor. Ay, qué tiempos aquellos. Lo tranquilo que vivía yo con mi despacho y mis clases. Y ganaba más pasta que ahora. Bueno, a lo mejor llego a Presidente. Todo sea por la Causa, Juan’.

    Abre otra carpeta. ‘¡Hombre, el Pedro Antonio! Este, como es nuevo y tiene aspiraciones. Hala, a gastar. Mira, quiere ampliar las becas de comedor escolar. Y, si le digo que no, vendrá la marea azul a joderme a mí’. Escribe: ‘estudiar posibilidades de que coman más chiquillos’. Sigue abriendo carpetas. Con un rotulador rojo va quitando de aquí y de allá. 

    De pronto, tiene una idea, llama a su secretaria y le dice: ‘Pídele al habilitado que te dé dinero y compra un boleto de la Primitiva, otro de la Bono – Loto y otro del Euromillón. A ver si nos toca. No le veo a esto otra solución, coño*’.

    *El Vicepresidente Bernal no dice tacos, solo los piensa.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook