Blog 
El Blog de Enrique Nieto
RSS - Blog de Enrique Nieto

El autor

Blog El Blog de Enrique Nieto - Enrique Nieto

Enrique Nieto


Archivo

  • 09
    Abril
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Crónica de un instante: Sentimientos

         Tuve la oportunidad de conocer a estos tres señores cuando eran presidentes. Con dos de ellos, Aznar y González, incluso charlé un rato. ¿Qué sentimientos me provoca verlos a los tres en esta foto del entierro de Suárez, ahora que ya no mandan nada?


         Felipe González tiene la mirada triste y perdida quizá recordando su lucha enconada contra el que acaba de morir como el líder de la oposición que era en aquellos tiempos. Puedo apreciar también en su rostro los años que tiene encima, alrededor de setenta si no me equivoco, y creo que, de los tres, es el que más conciencia tiene la situación en la que se halla España en este momento, el que más lleva el Estado en la cabeza. Por eso está tan serio. Creo que sabe más que los ratones coloraos.


        Aznar le está diciendo algo a Zapatero que provoca su risa abierta. Parece que no tuvieran problemas de calado atormentándoles sus cabezas. Suárez les queda lejos. Ellos pertenecen a épocas más cercanas y no tuvieron que enfrentarse a los problemas de los primeros presidentes, porque, cuando llegaron, la democracia ya estaba consolidada y la gobernación iba ya más de otra cosa más ideológica. Zapatero, en su primer mandato, se dedicó mucho a los avances sociales, y Aznar a las cuestiones económicas, y les fue bien. Luego ambos metieron la pata hasta el corvejón, uno negando la crisis y el otro metiéndonos en una guerra bajo premisas falsas. Pero ahora se les ve tranquilos, relajados y felices en este entierro. No puedo remediar que la sonrisa de Zapatero me guste, aunque su gestión final fuera tan mala. Aznar me cae mal, como cuando lo conocí, como siempre.


        Y ustedes, ¿qué sienten al verles las caras a estos tres hombres que nos han gobernado durante casi treinta años? Miren a cada uno y vean qué sentimiento les provoca. Será curioso. Espero que no sea la indiferencia.
     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook